Merlín, nuevo sistema de alerta temprana de la Demarcación Hidrográfica Galicia-Costa

| 23 de noviembre de 2020, 11:03

Merlín es un sistema de alerta temprana de riesgo de inundación que se puso en marcha de manera pionera en las cuencas de Landro, Cee, Groba y Verdugo-Oitaven, todas ellas pertenecientes a la Demarcación Hidrográfica Galicia-Costa y que está ofreciendo muy buenos resultados por lo que Augas de Galicia quiere seguir trabajando en esa línea e implementar este sistema de medición en todas las cuencas de Galicia-Costa con riesgos importantes de inundación. Además, se trabaja para incorporar nuevas funcionalidades que permitan conocer en antelación y precisión el comportamiento de los ríos en las próximas 72 horas y, por lo tanto, adoptar las medidas necesarias para minimizar los efectos de las inundaciones. 

Este sistema de alerta, que surge tras un convenio firmado en mayo de 2019 entre Augas de Galicia y la Fundación de Enxeñaría Civil de Galicia, de la Universidade de A Coruña, supone un gran avance ya que pasa de una predicción basada en estimación de caudales a una predicción basada en la estimación de niveles de lámina de agua, lo que permite contar con datos más precisos y evaluar el efecto de la marea en la extensión de la inundación, algo fundamental en las zonas costeras, donde vive un gran porcentaje de población.

Además, Merlín incorpora otras fuentes de información hidro-meteorológica como observación de satélites, radar metereológico y predicciones, una información que se asimila de forma automática porque lo que tiene una fiabilidad muy superior al anterior sistema de medición, Artemis. 

Además de contar con datos más fiables, se llevó a cabo una aplicación web para visualizar de manera sencilla las predicciones que se elaboran de manera que los agentes implicados en la actuación ante riesgos de inundación (protección civil, ayuntamientos, …) puedan conocer y difundir la información.

La Demarcación Hidrográfica Galicia-Costa, de competencia de la Xunta, gestionada por Augas de Galicia, fue una demarcación pionera en el empleo de modelos hidrológicos para predecir los puntos de la red fluvial donde, ante la llegada de un temporal, pueden producirse problemas por inundación. 

Las especiales características de la Demarcación Hidrográfica Galicia-Costa, con cuencas muy pequeñas –en la mayor parte de los casos se cuenta con menos de 12 horas desde que se produce la lluvia hasta la que se inician los desbordamientos y hay un porcentaje importante de cuencas con tiempos de concentración de entre 1 y 3 horas–, hace de los sistemas de alerta temprana una herramienta indispensable para predecir con antelación los puntos donde pueden existir problemas de inundación por desbordamientos de ríos y activar, en coordinación con Protección Civil, las medidas necesarias para minimizar los efectos de estos desbordamientos.

Para poner en marcha el proyecto pionero se seleccionaron cuatro áreas de riesgo significativo de inundación localizadas en cuencas de distintas características en cuanto a tamaño y comportamiento ante crecidas: Landro, Cene, Groba y Verdugo-Oitaven. 

Entre los avances realizados en estas cuencas cabe destacar la incorporación de las mareas en tiempo real, la mejora de la información empleada a nivel meteorológico o la incorporación de un nuevo modelo hidrológico. El sistema se inicia con las predicciones meteorológicas facilitadas por Meteogalicia, pasando de considerarse únicamente el modelo determinista a integrar los distintos aspectos que permiten contar con una previsión con 72 horas de antelación de mucha precisión y establecer los rangos de variación que pueden darse en función de la evolución de los distintos frentes. 

Hay que tener en cuenta que en Galicia, al tener cuencas tan pequeñas, cualquier cambio en las predicciones puede suponer que llueva en otra cuenca y que, por lo tanto, las predicciones difieran de la realidad. Por lo tanto, esta mejora es muy importante en la ayuda en la toma de decisiones. 

La comparación entre la predicción y la realidad puede realizarse en tiempo real, al incorporar al sistema los datos de la red oficial de aforos de ríos, que dan la información del nivel y caudal circulante en las secciones de control cada 10 minutos. 

En el caso de la cuenca del río Verdugo, el sistema se conecta de forma automática con el del embalse, de forma que se tienen en cuenta los datos del embalse en tiempo real. Esto también supone una mejora con respeto al sistema actual, que no consideraba a los embalses. 

La introducción de un modelo hidráulico que se ejecuta en tiempo real, con unos tiempos de encausado compatibles con los tiempos necesarios para activar los protocolos de aviso, es uno de los grandes avances conseguidos por el Merlín, que permite conocer para cada evento previsto hasta donde va a llegar el agua, y que bienes pueden ser afectados mejorando, por lo tanto, mucho el conocimiento y facilitando la toma de decisiones en las medidas a tomar por parte de Protección Civil o autoridades competentes.

Más acciones:
MÁS NOTICIAS
  • Colección Crónicas de la Emigración

Boletín de noticias

Si quiere recibir información actualizada de Crónicas de la Emigración, envíenos su correo electrónico.
Suscribirse al boletín

Hemeroteca