También se presentó el libro ‘Los Vascos en Filipinas’

Las autoridades vascas y filipinas recuerdan el 450º aniversario de la expedición Legazpi-Urdaneta

La secretaria general de Acción Exterior del Gobierno Vasco, Marian Elorza; el diputado general de Gipuzkoa, Markel Olano; y el embajador de Filipinas, Carlos Salinas, han conmemorado el 450º aniversario de la expedición Legazpi-Urdaneta.

Las autoridades vascas y filipinas recuerdan el 450º aniversario de la expedición Legazpi-Urdaneta
KONICA MINOLTA DIGITAL CAMERA
Carlos Salinas, durante su intervención.

La secretaria general de Acción Exterior del Gobierno Vasco, Marian Elorza; el diputado general de Gipuzkoa, Markel Olano; y el embajador de Filipinas, Carlos Salinas, han conmemorado el 450º aniversario de la expedición Legazpi-Urdaneta. Se trata de un viaje que posibilitó el descubrimiento de una de las rutas comerciales más importantes del mundo: la conexión del oeste del Pacífico y Asia con América. En la jornada celebrada en el salón del Trono de la Diputación de Gipuzkoa, se ha puesto en valor la figura de Andrés Urdaneta y los lazos de unión entre Euskadi y Filipinas.

En el marco de este acto el escritor y diplomático filipino Marc de Borja ha presentado su libro ‘Los Vascos en Filipinas’, de la colección Urazandi del Gobierno Vasco. En Filipinas ha existido históricamente una fuerte presencia vasca.

Asimismo ha intervenido en el acto Ignacio Uriarte, director de Planeamiento, Coordinación, Evaluación y Seguimiento de la Secretaría General Iberoamericana.

La expedición Legazpi-Urdaneta fue una empresa principalmente vasca, con líderes vascos, tripulación vasca y una parte importante de capital vasco. Un reflejo de la idiosincrasia del pueblo vasco, sus ansias de aventura y su necesidad de aprender y descubrir nuevos horizontes.

La expedición partió del puerto de Navidad de México el 21 de noviembre de 1564, desembarcando en las Islas Filipinas el 15 de febrero de 1565, con el consiguiente establecimiento de relaciones estables entre ambos pueblos. Fruto de esta misión fue el descubrimiento, por Andrés de Urdaneta, de una nueva ruta de retorno a América por el norte del Pacífico, conocida como ‘Ruta Urdaneta’ o ‘Tornaviaje’. Este fue un hito de la navegación al abrir la única ruta posible, entonces, para navegar desde Asia hasta América.

Los informes técnicos de Urdaneta fueron decisivos para los descubrimientos realizados en aquella época en el Océano Pacífico y, sobre todo, para el asentamiento en Filipinas. Urdaneta llevó hasta allí a Legazpi, quien fundaría luego Manila, la capital de Filipinas.

La jornada ha contado con la proyección de un resumen del documental ‘El Secreto de Urdaneta’, dirigido por el periodista Mikel Urretabizkaia. El diputado general de Gipuzkoa ha sido el encargado de clausurar el encuentro.

Las autoridades vascas y filipinas recuerdan el 450º aniversario de la expedición Legazpi-Urdaneta