expolio

Odyssey, el expolio del expolio

El Atlántico separa, a veces, más de lo que cuentan los navegantes. Eso se ve también en este semanario, que piensa como un gallego europeo, escribe para un gallego americano y siente como si estuviera entre dos aguas. En América Latina las plazas tienen estatuas de defensores que no salían de su país para defender a su gente, mientras que en España erigimos estatuas de atacantes que iban a robar y a matar a otros países.

Hemeroteca