LAS MEDIDAS SANITARIAS OBLIGARON A REDUCIR LOS ACTOS PREVISTOS

La Hermandad Gallega de Venezuela celebró su 60º aniversario

| 2 de noviembre de 2020, 11:24
El Consejo Directivo y de la Cámara de Representantes de la HGV, Comité de Damas, autoridades españolas y representantes de la Agrupación Galaica, Grupo Unión y Somos Irmandade posan tras la ofrenda floral en la Plaza Bolívar de la entidad.
El Consejo Directivo y de la Cámara de Representantes de la HGV, Comité de Damas, autoridades españolas y representantes de la Agrupación Galaica, Grupo Unión y Somos Irmandade posan tras la ofrenda floral en la Plaza Bolívar de la entidad.

La Hermandad Gallega de Venezuela (HGV) arribó a sus 60 años de fundada, el pasado 12 de octubre de 2020. Dentro de la situación sanitaria y bajo las normas de bioseguridad exigidas, se celebró un pequeño acto protocolar –a puerta cerrada–, dentro de las instalaciones de este importante centro de la diáspora gallega.

Aun cuando estaban previstas diversas actividades para realzar este significativo aniversario, la situación sanitaria que atraviesa el mundo no permitió llevar adelante estos eventos, pero esta casa de los gallegos de Venezuela, igualmente, hizo un esfuerzo para que de forma virtual se pudiera festejar el sexagésimo aniversario.

El acto dio inicio con una ofrenda floral en la Plaza Bolívar de la entidad, en la que estuvieron representadas el Consejo Directivo de la institución, las agrupaciones que hacen vida política en la HGV (Agrupación Galaica, Grupo Unión y Somos Irmandade), a través de la dirección de la Asamblea de Representantes, y las autoridades españolas acreditadas en Venezuela.

La formalidad comenzó con la interpretación de los himnos de Venezuela, España y Galicia a cargo de la Banda de Gaitas Xuntanza Fillos de Ourense. Y posteriormente, el moderador, Javier Pérez Parejo, director de Relaciones Públicas y Sociales de la HGV, dio la bienvenida a los asistentes y empezó el evento.

Inició las intervenciones, el presidente de la Federación de Centros Españoles de Venezuela (FECEVE), Roberto González Pérez, quien destacó su pertenencia a la Hermandad Gallega de Venezuela, lugar desde donde se impulsó su participación en la dirigencia de la Federación. Destacó además el lugar preferencial que tiene la HGV como el “mayor centro gallego del mundo y punto referencial de la sociedad venezolana”. 

Señaló González Pérez que algunas de las razones de ser de la Hermandad Gallega de Venezuela son “ayudar al prójimo tener un espacio que nos recuerde a España y mediante la cultura sembrar en esta tierra a Galicia y España en la distancia”. 

“Somos emigrantes, somos hijos de la emigración, somos hijos del Atlántico y siempre tenemos el corazón ‘partío’. Hoy rendimos tributo a la Hermandad Gallega por sus 60 años en esta plaza que lleva el nombre del Libertador Simón Bolívar y hay algo que distingue a las sociedades de este tipo, que es su gente, sus niños, sus jóvenes, hombres y mujeres y jóvenes de la tercera edad, que hoy por la situación de la pandemia no pueden estar aquí, pero que gracias a ellos esta sociedad sigue viva, sigue latente sigue siendo ejemplo a seguir”, dijo.

El presidente de Feceve enfatizó que “la lucha por mantener estos centros debe seguir adelante a pesar de los obstáculos que a veces incluso algunos de los nuestros quieren poner en el camino. Le pido a esta junta directiva y a las que están por venir que luchen en estos tiempos difíciles por lo que ha sido y lo que sigue siendo la Hermandad Gallega de Venezuela. A por otros sesenta años más”.

Un recuerdo para los

socios en el exterior

El presidente de la Hermandad Gallega de Venezuela, José Antonio Alejandro González, inició sus palabras señalando que, “aunque guardamos el aforo, las medidas de seguridad y las distancias, tal como lo exige la norma, esa distancia nunca separará nuestro corazón de la Hermandad Gallega”.

Dijo también que los fundadores pueden estar tranquilos, pues la institución está cumpliendo con el sueño que ellos tuvieron, que fue conseguir un espacio en el que las familias gallegas en Venezuela pudieran compartir, apoyarse y ayudarse, eso hoy es una realidad.

Alejandro González también le envió un “mensaje a todos esos socios que están en el exterior, gente que está en un lugar que no es Venezuela y posiblemente no porque lo quieran así, sino porque la situación los ha llevado a retornar a su Galicia querida o a otros lugares. Siempre recibimos mensajes de apoyo, mensajes de motivación y para ellos que nos están siguiendo por las redes, lejos de esta institución, que sepan que no se encuentran solos ni nunca estarán solos, la Hermandad Gallega de Venezuela siempre estará ahí para cuando vuelvan”.

Cerró el acto el embajador del Reino de España ante la República Bolivariana de Venezuela, Jesús Silva Fernández, quien tuvo un recuerdo para las familias que han sufrido por la situación de la pandemia y que han tenido pérdidas, que “lo han pasado mal tanto aquí como en España”. 

Silva Fernández también tuvo palabras para los venezolanos que están retornando o emigrando a España y señaló que “cuando nosotros lo necesitamos Venezuela estuvo allí y ahora nosotros debemos corresponder”.

También hizo mención a que este sería uno de sus últimos actos con la comunidad española, puesto que en los primeros días de noviembre culminará su misión diplomática. En este sentido, se mostró muy agradecido con el país por la acogida que tuvo durante su gestión.

Durante el acto estuvieron presentes los integrantes del Consejo Directivo de la Hermandad Gallega de Venezuela, el Comité de Damas, Jesús Silva Fernández, embajador de España en Venezuela; Juan José Buitrago de Benito, cónsul general de España en Caracas; Mario Crespo Ballesteros, cónsul adjunto; Fernando Brea Morales, secretario general de la Consejería de Trabajo, Migraciones y Seguridad Social, y el presidente de Feceve, Roberto González Pérez. 

También asistieron Antonio Piñón Martín, presidente de la Cámara de Representantes y expresidente de la HGV; Luciano Sánchez Quintián y Eugenio Blanco Castro, secretario y vocal de la dirección de la Cámara de Representantes, respectivamente; Carlos José Carreira Quintás, representante de la Agrupación Galaica, y María Esther Domínguez Vidal, en representación de la agrupación Somos Irmandade.

Un poco de historia

La fundación de la Hermandad Gallega de Venezuela es una historia inspiradora, puesto que expresa lo que el trabajo en equipo y la cohesión en torno a un objetivo puede lograr. 

Integrantes de tres diferentes centros: Casa Galicia, Centro Gallego y Lar Gallego, con formas muy diversas de pensamiento y motivos de emigración, entendieron que solo juntos serían fuertes, solo juntos podrían llevar adelante un proyecto de asociación que realmente lograra cubrir las necesidades que como colectivo en el extranjero se les presentaban.

Es así como, al encontrar unas excelentes instalaciones como las del entonces Club Casablanca que estaba saliendo a la venta, lograron ponerse de acuerdo y encontraron en el Banco Unión un aliado que los apoyó con el financiamiento para poder comprar la infraestructura.

El 12 de octubre del año 1960 se firma el Acta que crea la Hermandad Gallega de Venezuela A.C., cuyos socios fundadores fueron los integrantes de las tres casas, que lograron pasar por encima de cualquier interés personal e individual para trabajar en función de las necesidades de los gallegos en Venezuela… ese día todo comenzó.

Más acciones:
MÁS NOTICIAS
  • Colección Crónicas de la Emigración

Boletín de noticias

Si quiere recibir información actualizada de Crónicas de la Emigración, envíenos su correo electrónico.
Suscribirse al boletín

Hemeroteca