EL PRESIDENTE DEL CENTRO GALLEGO DE CUXHAVEN CONSIDERA IMPORTANTES LAS AYUDAS PARA GASTOS DE FUNCIONAMIENTO

Francisco Álvarez: “Con la pandemia se redujeron los ingresos de las entidades, y las ayudas de la Xunta nos vienen muy bien”

| 27 de febrero de 2021, 12:32

La pandemia que mantiene en jaque a todo el planeta se está dejando sentir de modo negativo en buena parte de los sectores productivos y de manera especial en aquellos establecimientos o entidades que necesitan del contacto con el público para hacer negocio. Los centros gallegos en el exterior figuran entre los perjudicados por las medidas restrictivas impuestas para evitar la propagación de un virus que causa enfermedad y muerte de un modo indiscriminado. 

Bajo la amenaza de cierre de muchas de estas instalaciones, que ha costado tiempo y esfuerzo levantar, la Secretaría Xeral de Emigración ha reaccionado ya el año pasado y, de modo más intenso, el actual, mejorando la partida destinada a colaborar en su funcionamiento. Hasta 1,2 millones de euros (400.000 más que en el ejercicio anterior) dispondrá en 2021 el departamento de Emigración de la Xunta para ayudarles a pagar el alquiler o para acometer aquellas obras de pequeño calado que contribuyan a su sostenimiento. 

En Alemania, donde la colectividad gallega mantiene abiertas varias entidades asociativas de promoción de la cultura, el folclore y las tradiciones autóctonas, cabe hacer mención al Centro Gallego de Cuxhaven como referente de institución que precisa de esas ayudas para su sostenimiento. Su presidente, Francisco Álvarez, así lo puso de manifiesto durante la reunión virtual reciente de la Comisión Delegada del Consello de Comunidades Galegas, de la que este centro forma parte, y también en entrevista a ‘Galicia en el Mundo’, en la que remarcó que los alquileres que deben afrontar estas entidades “son caros”, y en esta ocasión, “los centros han dejado de ingresar para mantenerse”, por lo que se hace necesaria la ayuda exterior. 

Álvarez asegura que “hay muchas asociaciones que hacen una labor estupenda, pero que con esta pandemia están a punto de cerrar”, y “lo que hay que evitar es que cierren”, porque “una vez que se cierran, es difícil volver a abrirlas”, comenta.

El estallido de la pandemia coincidió con el cambio de sede del Centro Gallego de Cuxhaven a un lugar más económico, aunque con mayores posibilidades de esparcimiento. “Tenemos un local alquilado. Antes de la pandemia hicimos el cambio a uno más económico y se redujeron los gastos”, dice, pero, aún así, se muestra dispuesto a solicitar la ayuda económica que contempla el programa de la Xunta para mejorar su equipamiento.

El dirigente reconoce que el cambio de sede ha dado un aire más actual a la entidad y que son más los jóvenes que se acercan para pasar el rato entre la colectividad. Incluso son muchos los socios que antes no pisaban el centro y que ahora, con el cambio de sede, se animan a visitarlo. Además, al estar a pie de calle y próximo a instalaciones deportivas, permite hacer cosas que antes no era posible hacer.

 

Ayudas para actividades juveniles y el Xacobeo 

A los gastos para el funcionamiento de centros, el programa suma los dedicados a promocionar actividades para la juventud y para el Xacobeo 2021 como parte de la actuación de la Xunta para atraer a las entidades a jóvenes dispuestos a dar continuidad al trabajo realizado, así como para la difusión del acontecimiento cultural por excelencia del país, como son las rutas que conducen a la tumba del Apóstol.

Sobre las primeras, algunas entidades europeas, como ‘As Xeixotiñas’, de Zurich, o el ‘Centro Gallego de Londres’, han comunicado a ‘Galicia en el Mundo’ que este año declinarán solicitar las partidas destinadas a realizar actividades para los jóvenes, debido a que las medidas restrictivas en sus respectivos países apenas les dejarán margen para organizar acto alguno.

En lo que se refiere al Xacobeo, la directiva del Centro Gallego de Cuxhaven tiene pensado programar para este año actividades básicas, con la difusión de panfletos y vídeos de promoción, según su presidente. El año próximo –el Vaticano permitió extender el Año Santo a 2022 debido a la pandemia– la idea es hacer un viaje a Galicia que incluya alguna ruta Xacobea, así como jornadas informativas.

 

Más acciones:
MÁS NOTICIAS
  • Colección Crónicas de la Emigración

Boletín de noticias

Si quiere recibir información actualizada de Crónicas de la Emigración, envíenos su correo electrónico.
Suscribirse al boletín

Hemeroteca