Junto al autor, presidieron el acto Pedro Trigo, Mabel Arteaga y Manoel Carrete

El Centro Galego de Barcelona acoge la presentación del libro ‘Conversando con Pedro Trigo’, de Alberto Valenzuela

El Centro Galego de Barcelona acogió, el pasado 29 de octubre, la presentación del libro ‘Conversando con Pedro Trigo, Semilla de la Revolución’, de la autoría de Alberto Valenzuela. Al acto que acudieron multitud de personas, aun siendo un puente festivo y jugando los equipos del Barcelona y del Real Madrid, que siempre restan asistencia a los actos culturales.

El Centro Galego de Barcelona acoge la presentación del libro ‘Conversando con Pedro Trigo’, de Alberto Valenzuela
CG Barcelona-PEDRO3
Un momento de la presentación del libro.

El Centro Galego de Barcelona acogió, el pasado 29 de octubre, la presentación del libro ‘Conversando con Pedro Trigo, Semilla de la Revolución’, de la autoría de Alberto Valenzuela. Al acto que acudieron multitud de personas, aun siendo un puente festivo y jugando los equipos del Barcelona y del Real Madrid, que siempre restan asistencia a los actos culturales.

Pedro Trigo, aunque nacido en Cuba, es originario de la parroquia de Miñotos, en Ourol (A Mariña de Lugo), donde vivió a muy temprana edad y de la que emigró junto con su madre a La Habana. Pedro Trigo fue uno de los hombres y mujeres que siguieron en 1953 a Fidel Castro en el asalto al cuartel Moncada, el primer intento de la Revolución. Su hermano mayor, el ‘mártir’ Julio, pereció detenido y torturado tras el ataque y hoy su nombre corona multitud de instituciones en la isla caribeña.

Junto al autor, Alberto Valenzuela, presidieron dicho acto Pedro Trigo, la cónsul general de Cuba, Mabel Arteaga; y el presidente del Centro Galego de Barcelona, Manoel Carrete. Mabel Arteaga destacó “las cualidades revolucionarias y humanas del combatiente moncadista, y la labor de toda una vida difundiendo y defendiendo los valores patrióticos de la Revolución y el pueblo cubanos”. Pedro Trigo recordó a los asistentes el profundo amor que procesa a Galicia y a la tierra de sus padres; “tengo el corazón dividido en dos: Cuba y Galicia”. Se esbozó brevemente la situación actual de las relaciones con los Estados Unidos, recordando que el bloqueo aún continúa vigente causando daños incalculables al pueblo cubano.

En la parte musical se escucharon canciones del coro ‘Lonxe da Terra’ y el presidente da Irmandade A Nosa Galiza de Mollet interpretó en gaita el himno gallego, recordando que la primera vez que se escuchó dicha melodía fue en 1907 en La Habana.

Al finalizar la presentación, la cónsul de Cuba y Pedro Trigo firmaron el Libro de Honor del Centro Galego.

El Centro Galego de Barcelona acoge la presentación del libro ‘Conversando con Pedro Trigo’, de Alberto Valenzuela