Había impugnado el resultado electoral y mantiene que hubo fraude

La lista electoral Unidad Asociativa Berna-Basilea decide no participar en el CRE de la demarcación

La candidatura electoral Unidad Asociativa Berna-Basilea ha decidido no participar en el Consejo de Residentes Españoles (CRE) de la demarcación suiza de Berna-Basilea y renunciar a los cargos que alcanzó en él  debido, dice, a su “repulsa a la corrupción y al fraude electoral al que da carta de naturaleza la constitución de 11 de abril de 2012 y por no cometer actos en fraude de Ley o infracción manifiesta del Ordenamiento Jurídico”.

La lista electoral Unidad Asociativa Berna-Basilea decide no participar en el CRE de la demarcación

La candidatura electoral Unidad Asociativa Berna-Basilea ha decidido no participar en el Consejo de Residentes Españoles (CRE) de la demarcación suiza de Berna-Basilea, constituido el pasado 11 de abril, y renunciar a los cargos que alcanzó en él  debido, dice, a su “repulsa a la corrupción y al fraude electoral al que da carta de naturaleza la constitución de 11 de abril de 2012 y por no cometer actos en fraude de Ley o infracción manifiesta del Ordenamiento Jurídico”, informó recientemente  en un comunicado remitido por José Raimundo Insúa. Esta lista había impugnado el resultado de las elecciones al CRE celebradas el 26 de junio de 2011.

En el comunicado emitido informando de la renuncia, la lista insiste en que la Comisión Electoral es, en este asunto, el único órgano legitimado para la proclamación de candidatos y atribución de puestos “y ésta siempre se mantuvo firme en su postura de denuncia de las irregularidades detectadas y en defensa de la legalidad vigente, por lo que nunca validó los resultados ni proclamó los candidatos” y en que “la Orden de la Subdirección General de Protección y Asistencia Consular de fecha 8 de marzo de 2012, por la que se convocó a la reunión de 11 de abril al Consejo de Residentes de Berna-Basilea para constituir el CRE contradice la Orden de la Dirección General de Asuntos Consulares y Migratorios de 30 de septiembre mediante la que se procedía a anular las elecciones”. También en valorar “la posibilidad continua de cometer actos en fraude de ley o infracción manifiesta del Ordenamiento Jurídico sea esta mediante vía de hecho o desviación de poder”; que “nos encontramos ante un acto nulo de pleno derecho” y que la constitución del CRE “es un acto en fraude a la Ley caracterizados por el apartado cuarto del artículo 6. del Código Civil”.


Recursos y resolución

Los resultados tras las elecciones del CRE fueron que la lista Acción y Progreso ganó por un voto de diferencia a Unidad Asociativa; cada una de ellas había logrado tres de los siete consejeros del CRE. Unidad Asociativa presentó varios recursos para repetir la elección. Impugnó el resultado electoral porque 118 votos llegados por correo no llevaban el certificado de inscripción censal firmado por el elector, como establece la normativa. Los votos habían sido introducidos en las urnas y no pudieron diferenciarse de los votos presenciales.

Fue José Raimundo Insúa, secretario del anterior CRE, el que presentó ante la Comisión Electoral el escrito de impugnación cuando ya estaba hecho el recuento y se sabía el número de consejeros que habían conseguido las distintas candidaturas. Señalaba que la Orden AEC/2172/2010, de 13 de julio, por la que se regulan la constitución, elección y funcionamiento de los Consejos de Residentes Españoles en el Exterior, dispone en su artículo 18, en el apartado primero, que el interesado dirigirá su solicitud firmada personalmente y acompañada de una copia de su documento de identidad español (documento nacional de identidad o pasaporte) así como la obligación a la oficina electoral de cotejar la firma del solicitante con la que obre en el archivo del Registro de Matrícula Consular, y en el apartado segundo impone al elector la obligación de estampar su firma en el certificado de inscripción en el Censo de Residentes Ausentes.

También que el artículo 19.1 dispone imperativamente que, concluido el período de votación, el presidente de la mesa abrirá cada sobre externo de los votos llegados por correo hasta ese momento, verificará la presencia del certificado de inscripción en el Censo Electoral de Residentes Ausentes, así como una fotocopia de su pasaporte o documento nacional de identidad.

Mantuvo asimismo Insúa que en la reunión del 27 de junio de la Comisión Electoral se comprobó que los votos por correo no cumplían la normativa que los regula y que al haber sido introducidos en la urna del voto presencial de la mesa de Berna contaminó el resto de sufragios emitidos presencialmente, por lo que al no poder diferenciarlos del resto, y, dice, “considerando que dicha nulidad de la mesa afectaba al resultado final, se propuso declarar la nulidad de la votación y convocar nuevas elecciones”, como resultó aprobado.


Un requisito olvidado por todos

Al respecto, el presidente del Consejo General de la Ciudadanía Española en el Exterior (CGCEE), Francisco Ruiz, observó que el certificado censal no tiene ningún espacio previsto para la firma del elector y que este requisito no figura en las instrucciones que la Administración remite a los electores junto con la documentación electoral para que ejerzan su derecho al voto de forma efectiva. También afirmó que esta firma no se ha pedido nunca, ni siquiera para la participación en las elecciones generales en España.

Señaló Ruiz asimismo que la candidatura que presentó la impugnación perdió la primacía por un voto, aún cuando sacó el mismo número de consejeros que la ganadora, y que con los resultados de los otros dos CRE de Suiza –Ginebra y Zürich– no podía aspirar a estar presente en el CGCEE, en el que los representantes por un país se eligen entre los distintos CRE que hay en él.


Resolución

La situación se resolvió por insuficiencia de las motivaciones de los recursos. Se agilizó el expediente por escritos de Acción y Progreso y tras las intervenciones del presidente del CGCEE y de la Secretaría de Relaciones Institucionales del PSOE Europa, a petición de la Agrupación local del PSOE en Berna- Basilea.

La lista electoral Unidad Asociativa Berna-Basilea decide no participar en el CRE de la demarcación