Opinión

La ‘amenaza’ Chávez en España

Xurxo Martiz | 14 de julio de 2014

La caverna mediática se encargó de fusilar públicamente a Pablo Iglesias Turión, líder de Podemos, con una serie de epítetos, calumnias y medias verdades que, más que descalificarlo, nos hacen preguntarnos si este sistema que tenemos es realmente una democracia o una sombra de ella.
Uno de los principios del derecho penal es que el pensamiento no delinque, sólo los hechos lo hacen. Los cientos de miles de votos de Podemos son un ‘atentado’, nunca mejor dicho, al status quo de este amago de democracia española. Ante la imposibilidad de cambiar de sistema, a uno más justo, igualitario y democrático, con los mismos actores (monarquía, media, Partido Popular y PSOE), se han visto obligados a ‘matar al mensajero’ que no es otro que Pablo Iglesias Turión y Podemos; mensajero de un mensaje depositado en urna que no es más que un aviso a navegantes: la plutocracia y el nepotismo que gobierna en el Estado español no es responsabilidad ni una elección del pueblo español.
Los media españoles inventaron un convidado de piedra en las urnas de las elecciones europeas: Hugo Rafael Chávez Frías. Los media españoles, ante el desagrado que genera Chávez Frías (inducido y sustentado por una campaña sin igual en la historia del control de opinión en el mundo), se han encargado de meternos a Hugo Chávez en donde nadie lo había llamado. Pero la introducción de Chávez en el cerebro del ciudadano medio español no pasa la prueba del algodón. Sin ir muy lejos, el propio Partido Popular español y el PSOE financian partidos y ‘fundaciones’ opositoras en Venezuela. Apoyaron activa y pasivamente el golpe de Estado contra Hugo Chávez Frías y la campaña internacional de demonización liderada por el conferenciante José María Aznar López.
El “¿Por qué no te callas?” del exrey de los españoles (Juan Carlos I) a Chávez es la respuesta a Chávez cuando éste pidió cuentas al presidente José Luis Rodríguez Zapatero de la campaña internacional, insultante, mentirosa y vejatoria que Aznar López mantenía por medio mundo, tratándolo como un dictador y promoviendo un golpe de Estado en su contra. Es increíble que la caverna española pretenda mantener la ficción democrática introduciendo la ‘amenaza’ de Chávez en un país que no le quitaba ni medio segundo de pensamiento. “Ladran, Sancho.... señal de que cabalgamos”.

Más acciones:

Crónicas de la Emigración en la red

Boletín de noticias

Si quiere recibir información actualizada de Crónicas de la Emigración, envíenos su correo electrónico.
Suscribirse al boletín

Hemeroteca