LA EMIGRACIÓN GALLEGA EN 2018

Emigración centra su acción social en las necesidades de los gallegos en Venezuela

| 31 Diciembre 2018 - 12:14 h.
Miranda y directivos del Centro Gallego de Maracaibo, ante la Oficina de Programas Sociales y Asistenciales de la Xunta que funciona en las instalaciones de esta entidad, durante la visita del secretario xeral el pasado marzo.
Miranda y directivos del Centro Gallego de Maracaibo, ante la Oficina de Programas Sociales y Asistenciales de la Xunta que funciona en las instalaciones de esta entidad, durante la visita del secretario xeral el pasado marzo.

Venezuela “es el país que más preocupación nos ofrece y, por lo tanto, del que más pendientes tenemos que estar”, dijo el secretario xeral de Emigración, Antonio Rodríguez Miranda, durante una de las tres visitas que, en 2018, realizó al país bolivariano. El departamento que dirige Miranda se propone “no dejar a una persona en situación de dificultad sin ayuda”, y para ello, en 2018 dispuso de una partida presupuestaria de 2,2 millones de euros para colaborar con el colectivo radicado en el país –de los más necesitados de la Galicia exterior en estos momentos–, lo que supone un incremento del 22%con respecto a 2017.

La situación por la que atraviesa Venezuela no está resultando fácil para muchos de los gallegos residentes en la República Bolivariana. A 1 de enero de 2018, un total de 40.226 personas de origen gallego tenían su residencia fijada en el país, según datos del  INE (Instituto Nacional de Estadística), de los cuales, 2.500 recibieron, en 2017, algún tipo de prestación social de la Secretaría Xeral de Emigración. 

El departamento que dirige Rodríguez Miranda se muestra sensible ante la necesidad del colectivo al que ya en 2017 se destinó 1,8 millones de euros para paliar sus necesidades. La cantidad se incrementó en 400.000 euros en el presupuesto de 2018, hasta alcanzar los 2,2 millones de euros  para llevar a cabo políticas sociales en el plano colectivo e individual.

En los tres viajes que realizó al país en el año que ahora acabó (marzo, mayo y octubre), el secretario xeral hizo extender la voz entre las familias de gallegos necesitadas, para que pudieran beneficiarse de las ayudas contempladas por su departamento. Al respecto, pidió a todo el mundo que conozca a un originario de Galicia que pase por apuros, lo dirija a cualquiera de los centros gallegos repartidos por el país con el fin de que no quede sin ayuda ninguna persona que atraviese por una situación de dificultad.

Alrededor de mil personas solicitaron ayuda en el país bolivariano en 2018, según destacó Miranda durante su visita del pasado mes de mayo a Caracas, pero el dato debería ser superior, ya que la Xunta contaba con cubrir las necesidades de entre 2.000 y 3.000 personas, dentro del apartado de ayudas individuales, para lo que destinó una partida de 900.000 euros sólo para atender los casos de Venezuela.

Gracias a los acuerdos firmados con la Fundación España Salud, la Xunta presta apoyo actualmente a cerca de 1.500 familias gallegas en Venezuela.

Durante su tercer viaje a Venezuela, el pasado mes de octubre, Miranda tuvo ocasión de recorrer Caracas, Valencia y Maracay, las ciudades que concentran mayor número de gallegos, y hablar de las prestaciones de carácter asistencial que ofrece la Secretaría Xeral, así como de las posibilidades financieras y económicas que el retorno a Galicia ofrece a los gallegos que residen en el país hispanoamericano.

Las becas BEME (Bolsas Excelencia Mocidade Exterior), las Ayudas al Retorno Emprendedor y las ayudas Extraordinarias para Emigrantes Retornados constituyen algunas de las medidas adoptadas por la Xunta para atraer emigrantes a la región. 

Durante el viaje, Miranda también visitó algunas de las oficinas de atención social de las entidades gallegas en Venezuela con las que colabora el Gobierno gallego.

Más acciones:
MÁS NOTICIAS

Boletín de noticias

Si quiere recibir información actualizada de Crónicas de la Emigración, envíenos su correo electrónico.
Suscribirse al boletín

Hemeroteca