QUINTEIRO PÉREZ ERA CONTRAALMIRANTE DE LA FUERZA ARMADA NACIONAL Y TENÍA 55 AÑOS

Asesinan a tiros en una emboscada en Venezuela a un contraalmirante hijo de emigrantes estradenses

| 26 de septiembre de 2020, 14:37

El funcionario militar Viberto Quinteiro Pérez, hijo de emigrantes estradenses en Venezuela, ha sido asesinado por unos delincuentes en el país bolivariano tras caer en una trampa cuando iba a negociar la compra de un camión, según relata el periódico ‘Faro de Vigo’.

Quinteiro Pérez, de 55 años de edad, era contraalmirante de la Fuerza Armada Nacional (FAN) –grado que alcanzó el pasado año, antes de jubilarse– y perdió la vida el pasado lunes 7 de septiembre en la urbanización Aragüita, de Ocumare Tuy, perteneciente al municipio Tomás Lander, en el estado de Miranda.

El hombre, que iba acompañado de dos personas –uno de ellos un mecánico– que resultaron ilesas en la emboscada, se dirigió en camioneta desde Valencia hasta Ocumare del Tuy para dialogar la adquisición de un camión que había visto en Facebook.

Una vez en el lugar, los asaltantes, a través de llamada telefónica, le cambiaron la ubicación del punto de encuentro y lo llevaron hasta un callejón sin salida situado en Aragüita, donde abrieron fuego contra su vehículo asesinándolo a tiros tras un primer disparo en la luna y otro lateral cuando intentaba escapar. Quinteiro portaba un revólver debajo del asiento, pero no le habría dado tiempo a sacarlo para defenderse. Tras ello, los falsos vendedores le robaron sus documentos, teléfonos móviles y un maletín con dinero en divisa, y dejaron el cadáver en el maletero de la camioneta. 

Medios locales no descartan que se trate de un crimen político y les llama la atención que los dos individuos que viajaban con el estradense resultasen indemnes en el asalto. Además, refieren que “el alto cargo oficial, por razones aún por determinar, aceptó cambiar el lugar del encuentro a Aragüita, donde resultó muerto”.

En la emboscada también perdió la vida uno de los homicidas, de 24 años. El resto de integrantes de la banda están identificados, y al parecer, forman una banda de antisociales dedicada a la venta ilegal de vehículos a través de las redes sociales en el estado de Miranda.

 

 

La familia pide su repatriación

La familia del contraalmirante, según recoge ‘Faro de Vigo’, reclama su repatriación, porque “traerlo” es el objetivo que se marcan en su triste horizonte Flores Pérez Puga y Viberto Quinteiro Couto, los padres del fallecido.

Su domicilio de O Foxo (A Estrada) está lleno de fotos y recuerdos de su único hijo y los padres hablan casi sin pronunciar palabra del amor que les unía y del “inmenso dolor” que sienten por la pérdida y para el que no tienen “consuelo” tras conocer la triste noticia.

Más acciones:
MÁS NOTICIAS
  • Colección Crónicas de la Emigración

Boletín de noticias

Si quiere recibir información actualizada de Crónicas de la Emigración, envíenos su correo electrónico.
Suscribirse al boletín

Hemeroteca