DURANTE LA CELEBRACIÓN DEL DÍA DE LAS FUERZAS ARMADAS

Un total de 48 ciudadanos españoles juraron bandera en la Embajada de España en Varsovia

| 30 Mayo 2018 - 18:04 h.
Un momento de la jura de bandera en la Embajada.
Un momento de la jura de bandera en la Embajada.

Un total de 48 ciudadanos españoles juraron o prometieron fidelidad a la bandera nacional, en cumplimiento de la solicitud que habían cursado, durante la celebración del Día de las Fuerzas Armadas, el pasado sábado 26, en la Embajada de España en Varsovia. Les tomó juramento el agregado de Defensa, coronel Juan Carlos Martín Torrijos, y fueron testigos del acto representantes del Ministerio de Defensa y otras autoridades de Polonia y representantes del cuerpo diplomático.

Tras responder los voluntarios a la fórmula del juramento y confirmar personalmente el mismo con un saludo individualizado a la bandera, el embajador, Francisco Javier Sanabria, pronunció unas palabras. En primer lugar, se refirió a la Polonia de hoy que “es fruto del sacrificio de muchos. Encarna la mejor tradición de un país amante de la libertad. Por esa libertad dieron su vida miles de soldados y oficiales polacos que combatieron con heroísmo y honor en la II Guerra Mundial. En nombre de los soldados y de los ciudadanos de España les rindo tributo en este día en el que un número de españoles ha querido renovar su adhesión a su patria jurando o prometiendo fidelidad a la bandera”.

El embajador se dirigió, a continuación, “a quienes en el día de hoy habéis jurado o prometido fidelidad a la bandera nacional, os felicito y os doy las gracias”. Francisco Javier Sanabria explicó que “os felicito, porque la bandera que habéis honrado es la enseña de una gran nación, una nación que ha dejado huellas indelebles en la historia de la humanidad. España es hoy un país democrático, libre y acogedor, generoso y solidario y amante de la paz. La bandera que habéis querido honrar representa esos valores. Estamos legítimamente orgullosos de nuestra condición de españoles por mucho de lo que España ha sido y por mucho de lo que es. No somos españoles contra nadie. Nos sentimos españoles y europeos. Nos sentimos hermanos en la gran familia iberoamericana. Nos sentimos próximos a nuestros amigos africanos y abiertos al mundo entero”.

El embajador continuó diciendo que “el gesto que habéis realizado renueva vuestra adhesión a esa España, europea y universal, en la que todos tenemos cabida sin que nadie deba renunciar a sus sentimientos o aspiraciones”. “Os animo –prosiguió– a trabajar en vuestro día a día, con serenidad y entusiasmo, por esa España unida, libre y solidaria, ‘patria de piedra y sol y líneas de lluvia liviana’, ‘camisa limpia de nuestra esperanza’ que glosó Blas de Otero; esa España ‘de la hombría de bien y de la caudalosa amistad’, ‘madre de ríos y de espadas y de multiplicadas generaciones, incesante y fatal’ a la que Borges cantó”, concluyó Francisco Javier Sanabria. 

Más acciones:
MÁS NOTICIAS

Boletín de noticias

Si quiere recibir información actualizada de Crónicas de la Emigración, envíenos su correo electrónico.
Suscribirse al boletín

Álbumes de Fotos

Hemeroteca