EN ESE VUELO VIAJARÁN 204 ESPAÑOLES, 45 DE ELLOS MENORES, ATRAPADOS EN EL PAÍS

Un grupo de más de 100 españoles fletan un avión para regresar desde Irlanda el próximo 15 de mayo

| 09 Mayo 2020 - 13:35 h.
Karmele Matellán, consejera general por Irlanda.
Karmele Matellán, consejera general por Irlanda.

Hace cerca de tres semanas un grupo de españoles en Irlanda se organizó para contratar un vuelo chárter y poder regresar a España. Finalmente, el vuelo, de la compañía Open Leg, saldrá desde Dublín el próximo viernes, día 15, con destino a Madrid. A bordo irán 204 españoles, 45 de ellos menores, que se quedaron atrapados en Irlanda cuando se agudizó la pandemia por el coronavirus.

“Nos pusimos en contacto con muchas compañías, pero el problema es gestionar los pagos, las implicaciones fiscales, el seguro…”, explica Karmele Matellán, representante del Consejo de Residentes Españoles (CRE) de Irlanda en el Pleno del Consejo General de la Ciudadanía Española en el Exterior (CGCEE). Esta bilbaína, que lleva 20 años en Irlanda, explica que al final llegaron a un acuerdo con Open Leg para llevarlo a cabo el viernes, día 15. “La gente se quería mover rápido porque está ansiosa por salir de aquí”, explica Matellán.  

La iniciativa, recuerda, comenzó en un grupo de Facebook y “luego hicimos un grupo de whastapp”. “Yo me ofrecí a preguntar y a partir de ahí comenzamos a moverlo. Luego, creamos una comisión de cinco personas para que hubiese transparencia y que quedase claro que no esto no era una actividad comercial”, asegura la consejera. 

Los vuelos que continuaban funcionando lo hacían con escala en Londres y París y muchos de los españoles que se fueron tuvieron que pasar varias noches en Londres porque las conexiones no funcionaban. “El problema es que llevamos 45 menores que se quedaron atrapados y no podían volver”, explica Matellán, quien asegura que con ellos no era viable un vuelo con escala.

Matellán asegura que “la Embajada no ha querido hacer nada” y explica que también hablaron con Exteriores, pero les dieron una solución. Los padres de los menores intentaron hacer ruido mediático, pero no consiguieron nada. “Las recomendaciones de la Embajada para los adultos –explica– es que fueran en un vuelo de conexión y a los padres de los menores les decían que esperaran”. 

En este punto, también hay que tener en cuenta que a muchos de los chicos los echaban de casa. “Yo sé que, en general, las familias que mandan a sus hijos a estudiar al extranjero son familias pudientes, pero también hay familias que los enviaron haciendo un gran esfuerzo y que ahora con un futuro económico incierto, tiene que seguir manteniendo al crío en el extranjero”, reflexiona Matellán, quien asegura que las familias acogedoras al tener que quedarse en sus casas tampoco querían tener a los estudiantes allí.   

En Irlanda también hay muchos españoles que trabajan como ‘au pair’ y es un problema porque no pagan impuestos y no están cubiertos en el tema de ayudas. “Ninguna familia ha puesto al ‘au pair’ en la calle sin más, pero se los querían quitar de en medio porque al estar en casa papá y mamá, tener a alguien más en casa es un fastidio”, comenta Karmele Matellán.

“Aquí se están dando situaciones complicadas y pequeñas tragedias”, ya que muchos de los españoles que vienen a trabajar lo hacen en hoteles, bares y restaurantes y la mayoría se han quedado sin trabajo y quieren regresar a casa porque el Gobierno ya advirtió que las ayudas van a durar 12 semanas porque no hay dinero para más, explica la consejera.

Irlanda cuenta con 22.385 afectados y 1.403 muertos y entre la comunidad española más asentada en el país “no sabemos de nadie a quien haya afectado el virus” porque sobre todo “afectó en residencias y a los sanitarios”. 

“Aquí –continúa Matellán– la sanidad no llegó a estar colapsada. Con ser mucho peor que lo que es en España, no ha llegado a colapsar, siempre ha habido camas de UCI. No ha habido test, como no ha habido en España, pero si necesitabas asistencia te la daban”. “En principio, no tenemos constancia de que ningún español haya estado enfermo por el virus”, explica Matellán.

Otro de los aspectos a tener en cuenta es que las compañías Ryanair y Air Lingus siguen vendiendo billetes “de vuelos que saben que no van a salir” para tener liquidez “porque luego no devuelven el dinero y te dan un bono para más adelante”, explica esta profesora de español.

 

Pleno del CGCEE

Karmele Matellán considera que ahora mismo no es el momento de celebrar el Pleno del CGCEE, hasta ver cómo evoluciona la situación. “Se debió de hacer en su momento, no se hizo porque no fuimos una prioridad para el Gobierno”, asegura Matellán, quien explica que el Gobierno se está ocupando más de la inmigración que de la emigración.

Sobre la posibilidad de hacer un pleno telemático, Matellán recuerda que “hay muchos consejeros de edad bastante avanzada” que se manejan peor con las nuevas tecnologías y además es complicado buscar un horario para tantos países y estar dos días seguidos sentados ante un ordenador. 

La representante de Irlanda en el Pleno apunta a que se podría hacer algo intermedio con reuniones de un par de horas en las que las comunicaciones se tengan con anterioridad por escrito, pero reconoce que es complicado. De hecho, –concluye– hemos estados organizando reuniones informales y solo participan seis o siete personas”.

 

Más acciones:
MÁS NOTICIAS
  • Colección Crónicas de la Emigración

Boletín de noticias

Si quiere recibir información actualizada de Crónicas de la Emigración, envíenos su correo electrónico.
Suscribirse al boletín

Hemeroteca