EL SITIO, QUE HA PERMANECIDO CERRADO DOS AÑOS, NECESITA ALGUNOS ARREGLOS

La Federación de Sociedades Españolas de Argentina asume el Panteón del Hospital Español de Buenos Aires

| 04 Diciembre 2019 - 18:46 h.
Panorámica de la entrada al Panteón español, en el cementerio de La Chacarita.
Panorámica de la entrada al Panteón español, en el cementerio de La Chacarita.

El Panteón del Hospital Español de Buenos Aires, en el cementerio de La Chacarita, ya es propiedad de la Federación de Sociedades Españolas de Argentina (Fedespa), según informó el presidente de la entidad, Benito Blanco, en diálogo con esta publicación.

Aunque todavía hay que esperar a que el juzgado que lleva la quiebra del Hospital lo notifique fehacientemente, ya dispuso la entrega de las llaves del panteón a Fedespa.

El sitio, que ha permanecido cerrado durante dos años, necesita algunos arreglos ya que ha sufrido filtraciones y deterioros propios del abandono. Además, hay que mejorar la iluminación y realizar una limpieza y fumigación general, explicó Blanco.

Provisoriamente, la Federación ha puesto allí un cuidador, que trabaja durante media jornada y, según adelantó, ni bien tomen posesión oficial del lugar designarán un administrador para que promueva los servicios y lleve adelante las actividades administrativas.

Asimismo, señaló que esperan “reducir a cenizas unos 300 cuerpos que llevan muchísimos años allí depositados para poder realizar nuevos entierros”.

“Nuestro objetivo –afirmó– es que el Panteón esté al servicio de todos los españoles de origen y descendientes de españoles que quieran descansar allí en paz, sean o no socios o adherentes a la Federación”.

Esta iniciativa surgió hace poco más de un año, cuando el síndico de la quiebra del Hospital Español, Héctor Mendizábal, llamó a Benito Blanco para mantener con él una conversación a la que asistió acompañado por el vicepresidente 2º, Juan Manuel Gomila”, recordó Blanco.

En ese momento, Mendizábal les propuso que la Federación se hiciera cargo de la administración y el cuidado del Panteón español que, por ser propiedad del Hospital,  formaba parte de la quiebra. 

“Ellos (el sindico y el juzgado) quisieron sacarlo del proceso, para dejarlo en manos de una institución española para que no se pierda y quede por siempre para la colectividad”, apuntó. “Si esto fuera un negocio lo hubiera pensado bastante, pero como no se trata de un negocio, sino de un patrimonio identitario de la colectividad española y por el respeto a esos 1.497 españoles que están descansando ahí en paz, aceptamos inmediatamente hacernos cargo de su atención y manutención”, reconoció.

En la planta baja, el Panteón tiene una hermosa capilla, vestida con mármoles de carrara y grandes vitreaux. A sus dos subsuelos se llega por escaleras, también de mármol de carrara, y donde reposan los nichos igualmente vestidos con mármoles.

 

Más acciones:
MÁS NOTICIAS
  • Colección Cronicas de la Emigración

Boletín de noticias

Si quiere recibir información actualizada de Crónicas de la Emigración, envíenos su correo electrónico.
Suscribirse al boletín

Álbumes de Fotos

Hemeroteca