EL EMBAJADOR DE ESPAÑA EN ESE PAÍS ES DIPLOMÁTICO DE CARRERA DESDE 1991

Alejandro Abellán: “En la República Dominicana existen numerosas entidades vinculadas a España”

| 10 de febrero de 2021, 10:29
Alejandro Abellán1
Alejandro Abellán García de Diego, embajador de España en la República Dominicana.

Alejandro Abellán García de Diego, embajador de España en la República Dominicana, atiende a ‘Crónicas de la emigración’ y presume de que “en la República Dominicana existen numerosas entidades vinculadas a España”. “Se trata de instituciones muy dinámicas que han sabido desarrollar actividades de apoyo y solidaridad, así como servicios culturales, deportivos y de esparcimiento para sus socios en un espíritu de hermandad con la sociedad dominicana”, dice el embajador.

Alejandro Abellán es diplomático de carrera desde 1991 y cuenta con una amplia experiencia de servicio en diversos puestos en el Ministerio de Asuntos Exteriores y de Cooperación, así como en el exterior.

 

Pregunta. ¿Por qué eligió la carrera diplomática?

Respuesta. No hay una respuesta sencilla. Se trata de una elección importante y difícil que se resuelve a menudo por cuestiones subjetivas: acervo de experiencias acumuladas, gusto por la vida pública, intereses intelectuales, aprecio de la diversidad cultural y política de nuestro planeta. Mi juventud transcurrió además en los años de la transición política española, lo que alimentó mi interés por la vida política e institucional, tan convulsa e ilusionante en aquellos años. Además, tuve ocasión de coincidir en la universidad con personas vinculadas al mundo diplomático lo que terminó decidiéndome a preparar las oposiciones para el ingreso en la Carrera Diplomática.

P. ¿Cuál fue su primer destino en el exterior?

R. Mi primer destino fue como secretario de Embajada en San Salvador justo cuando acababa de finalizar la Guerra Civil, que había asolado a ese país durante muchos años, y la comunidad internacional asumía un compromiso de apoyo en la reconstrucción de las instituciones democráticas salvadoreñas.

P. Relate alguna anécdota destacable de todos estos años.

R. En uno de mis destinos, coincidí con un colega diplomático que tenía colgado en la entrada de su residencia un retrato suyo boca abajo. Intrigado por esa excentricidad, termine preguntándole cuál era el motivo y me contestó, muy seriamente, “que así lograba tener una correcta perspectiva para observar la realidad mundial”. 

P. Con la llegada del nuevo presidente de la República Dominicana, Luis Abinader, ¿cuáles son expectativas en las relaciones bilaterales España-República Dominicana?

R. España y la República Dominicana son países extremadamente cercanos por razones de historia, lengua, cultura, flujos migratorios, comercio, inversión e intercambios de todo tipo. El presidente Abinader manifestó en su discurso de toma de posesión su interés en estrechar las relaciones con España. Estoy convencido de que a lo largo de estos años esta excelente relación se irá materializando en iniciativas y proyectos concretos.

P. ¿Hay previsto en agenda un próximo viaje oficial del presidente Luis Abinader a España?

R. En este momento no hay previsto ningún viaje del presidente de la República a España, pero creo que, en cuanto las circunstancias lo permitan, empezaremos a trabajar en ello como expresión de una agenda de trabajo tan intensa como la que caracteriza a la República Dominicana y a España.

P. Bajo mi percepción el presidente Luis Abinader, junto a sus ministros, dirige uno de sus principales esfuerzos al desarrollo económico de la isla. Prueba de ello es el primer paso para la construcción del Global Industrial & Logistic Park, una nueva zona franca en Nigua, en octubre de 2020, que en sus palabras “eliminará la burocracia para que los empresarios puedan invertir”. ¿Considera que este hecho hará fluir la inversión de capitales extranjeros, entre ellos los procedentes de compañías españolas?

R. El presidente de la República está fuertemente comprometido con políticas que favorezcan la inversión, el empleo y el desarrollo económico y social de la República Dominicana. Una de las palancas para lograrlo es el apoyo al exitoso modelo de zonas francas o el impulso a las alianzas público-privadas que permitan captar recursos en favor de proyectos modernizadores para el país. También resultan muy relevantes los esfuerzos para la eliminación de la burocracia, la mejora de los niveles de transparencia en la contratación pública y, en general, el énfasis en incrementar las condiciones de seguridad jurídica para todos los operadores económicos. Se trata de políticas que contribuyen decisivamente a reforzar el apreciable interés y el compromiso de la empresa española con la República Dominicana.

P. ¿Cómo valora, en general, las relaciones económicas actuales entre España y República Dominicana?

R. España y la República Dominicana tienen unas importantes relaciones económicas, comerciales y de inversión. A ello contribuye un marco institucional bien desarrollado entre nuestros dos países que se articula a través del Acuerdo Bilateral para evitar la Doble Imposición Fiscal, el Acuerdo para la Promoción y Protección Recíproca de Inversiones, a lo que hay que añadir el Acuerdo de Asociación Económica con la Unión Europea. En este contexto cabe recordar que el año 2019 (último año del que disponemos de cifras definitivas) las exportaciones españolas ascendieron a algo más de 600 millones de euros con un incremento del 4,6% respecto al ejercicio anterior, lo que sitúa a España como uno de los principales proveedores de la República Dominicana. Del mismo modo la empresa dominicana muestra un creciente interés por las oportunidades que ofrece el mercado español. Aunque la tasa de cobertura de la balanza comercial está muy desequilibrada en favor de España, el flujo de inversión española (62,1€ millones en 2019) junto con las remesas de emigrantes (723M$ ese mismo año, un 10,2% del total) desequilibran la balanza en favor de la República Dominicana. Finalmente, creo que merece una mención especial la contribución de la inversión española en el sector turístico aportando no solo unas excelentes infraestructuras sino todo el ‘know how’ acumulado de la industria turística española.

P. ¿Cuántas empresas españolas se encuentran en este momento en la República Dominicana? Sabiendo que el 70% de la inversión en infraestructura turística es fruto de la inversión española.

R. Me sería difícil darle una cifra concreta, en la Oficina Económica y Comercial de la Embajada tenemos registradas en torno a 100 empresas españolas que ejercen su actividad en sectores muy diversos desde los servicios turísticos, la energía, aguas, servicios financieros, agroalimentario… Me gustaría mencionar además que la Cámara Oficial de Comercio de España en la República Dominicana tiene más de 400 empresas afiliadas. Se trata de empresas no solamente españolas que tienen vínculos e intereses con España lo que refleja la vitalidad de las relaciones económicas entre los dos países. 

P. En 2019, con la visita del presidente del Gobierno de España, Pedro Sánchez, se desarrolló el “Memorando de Entendimiento de Comercio e Inversión”. ¿Puede hablar de este documento?

R. El documento suscrito por ambos países al máximo nivel político constituye un marco bilateral para el impulso del comercio y la inversión a través de iniciativas conjuntas y de un diálogo privilegiado apoyando el intercambio de información entre los sectores públicos y privados de ambos países. El Memorándum crea además un grupo de trabajo conjunto que debe articular las diferentes iniciativas en este ámbito. 

P. A 31 de mayo de 2020, República Dominicana es el sexto deudor de España en Iberoamérica. La deuda bilateral asciende a 86,3 millones de euros, en su totalidad corresponde a Deuda FIEM. ¿Existe algún acuerdo bilateral para la conversión de esa deuda?

R. Actualmente no existe ningún acuerdo de Conversión de deuda entre España y República Dominicana.

P. ¿Puede trasmitirle al empresario español la confianza de que en la República Dominicana existe suficiente garantía jurídica?

R. En el pasado, un número de empresas españolas ha tenido que enfrentarse a diversos contenciosos. Aunque todavía subsisten algunos, el número de estos contenciosos se ha venido reduciendo de manera paulatina gracias al trabajo conjunto de las autoridades españolas y dominicanas. El compromiso de las actuales autoridades dominicanas con las políticas de ética y transparencia han de permitir avanzar en esa línea, de manera que se liberen fuerzas en favor del desarrollo y prosperidad del país, permitiendo a la República Dominicana sacar todo el provecho de su enorme potencial.  

P. ¿Existe alguna Asociación de Empresarios Españoles en República Dominicana?

R. La más relevante es la Cámara Oficial de Comercio Española, que cumple 96 años desde su creación en 2021. Se trata de una entidad que tiene un excelente conocimiento de las oportunidades existentes y de los marcos regulatorios aplicables tanto en la República Dominicana como en España. 

P. La Agencia Española de Cooperación Internacional para el Desarrollo en la República Dominicana lleva operando 31 años. ¿Cómo valora el trabajo de la misma y la estrategia para los próximos años?

R. La Cooperación Española se ha convertido en un socio fundamental de las autoridades dominicanas impulsando durante todos estos años infinidad de proyectos en ámbitos como el fortalecimiento institucional, la justicia, la seguridad, las brechas de género, el desarrollo agrícola, el agua y el abastecimiento o la preservación del medio ambiente. Su desenvolvimiento en el período actual se encuadra en el Marco de Asociación País suscrito en enero de 2019 y con un período de vigencia hasta 2022.  Este Marco recoge aquellos sectores en los que la Cooperación Española puede aportar un mayor valor añadido en la consecución de los logros de la Estrategia Nacional de Desarrollo de la República Dominicana tomando como referencia los Objetivos de Desarrollo Sostenible de la Agenda 2030. 

P. Háblenos acerca del Centro Cultural de España en Santo Domingo.

R. El Colegio Hernando de Gorjón, uno de los edificios más representativos de la Zona Colonial, alberga al Centro Cultural de España, que constituye una de las instituciones culturales más dinámicas de la capital, impulsando iniciativas culturales y actuando como centro de cooperación, creando redes entre intelectuales y artistas, así como contribuyendo al fortalecimiento de la cultura como palanca de desarrollo. El Centro recibió en el año 2019 (el año 2020 no permite presentar datos comparables) unos 65 mil visitantes, lo que da idea de su intensa actividad y la vitalidad de su programación. 

P. ¿Existe dinamismo en las diferentes actividades impulsadas por los centros españoles en República Dominicana?

R. En la República Dominicana existen numerosas entidades vinculadas a España, como la Casa de España en Santo Domingo, el Centro Español de Santiago de los Caballeros o el Centro Español de Constanza, además también es importante recordar la actividad que realiza la Sociedad Benéfica Pro Emigrantes Españoles o la propia Cámara de Comercio, anteriormente mencionada. Se trata de instituciones muy dinámicas que han sabido desarrollar actividades de apoyo y solidaridad, así como servicios culturales, deportivos y de esparcimiento para sus socios en un espíritu de hermandad con la sociedad dominicana.

P. Con motivo de la pandemia de Covid-19 ha variado de forma ostensible la forma de desarrollar las funciones habituales en organismos oficiales. ¿Cómo se vive este diario en la Embajada y el Consulado?

R. La pandemia ha obligado a una adaptación de prioridades y de métodos de trabajo; el retorno de españoles que se quedaron varados en la República Dominicana como consecuencia de la suspensión de vuelos, la digitalización de numerosos trámites, la reformulación de la cooperación hacia las necesidades sanitarias o el apoyo a sectores económicos y empresariales que presentan ahora nuevas oportunidades.

 

El país emergente por excelencia del Caribe

En los primeros días de diciembre de 1492, una impactante noticia llegaba al viejo mundo, la llegada de Colón a esa isla que bautizaron como ‘La Española’, en la que hoy comparten espacio dos naciones independientes: República Dominicana y Haití.

En la capital dominicana, Santo Domingo, se construyeron la primera catedral, el primer hospital, la primera universidad y la primera aduana del continente americano. Igualmente, la Real Audiencia, creada en 1511, junto a las oficinas de la Real Hacienda y la tropa profesional que comenzó a operar a inicios del siglo XVII.

La ciudad colonial se construyó con un trazado urbano en forma de tablero de ajedrez.

Las primeras fuentes bibliográficas en nuestro idioma son las derivadas de la administración principalmente documentos emitidos por las instituciones dependientes de la administración pública de la metrópolis y la derivada de la autoridad local.

Mencionar también como fuente importante de documentación a la Iglesia Católica. A través del Arzobispado y su Cabildo, el cabildo de Santo Domingo; y en gran medida los múltiples organismos de la Iglesia, como eran las parroquias y las diferentes órdenes religiosas.

Durante el siglo XVI funcionaron dos universidades la de Santo Tomás de Aquino, fundada en 1538 (la más antigua de América), y en 1558 la de Santiago de la Paz.

Las relaciones diplomáticas entre España y la República Dominicana se iniciaron mediante la firma del Tratado de Reconocimiento, Paz, Amistad y Comercio en febrero de 1855. Estas relaciones se basan en principios compartidos como la democracia, la apertura económica y la protección de los derechos humanos.

El primer representante diplomático de España fue Antonio María Segovia, investido con la calidad de encargado de negocios y cónsul general, siendo sustituido algunos años después, con la misma categoría, por Mariano Álvarez (1859).

Hoy, la República Dominicana se ha convertido en el país emergente por excelencia de la zona caribeña.

Más acciones:
MÁS NOTICIAS
  • Colección Crónicas de la Emigración

Boletín de noticias

Si quiere recibir información actualizada de Crónicas de la Emigración, envíenos su correo electrónico.
Suscribirse al boletín

Álbumes de Fotos

Hemeroteca