DESPLIEGA 43 MEDIDAS TRANSVERSALES, AUNQUE NO COMPROMETE PRESUPUESTO

El III Plan Estratégico de la Ciudadanía Castellana y Leonesa en el Exterior 2021-2024 priorizará el retorno

| 14 de octubre de 2020, 15:27

Un total de 179.952 ciudadanos inscritos en el padrón de Castilla y León reside en el exterior, según refleja el INE a 1 de enero de 2020. Son 20.153 más que hace cinco años. Equivale a la población de la ciudad de Burgos. Para este colectivo el III Plan Estratégico, diseñado por la Junta, despliega 43 medidas transversales en las que prioriza el retorno para ganar población, aunque no compromete un marco presupuestario y se fía a los créditos de cada ejercicio, según informa la web eldiasegovia.es.

Este III Plan Estratégico de la Ciudadanía Castellana y Leonesa en el Exterior 2021-2024, elaborado por el equipo de la Consejería de Transparencia, Ordenación del Territorio y Acción Exterior, que dirige el vicepresidente Francisco Igea, sustituirá a dos anteriores, firmados por los anteriores gobiernos del PP.

Los objetivos estratégicos de este plan son ofrecer cobertura de las necesidades básicas de los castellanos y leoneses en el exterior, garantizar su participación en la vida política, social y cultural, de la Comunidad, fomentar su vínculo con su lugar de origen, promocionar Castilla y León en el mundo, considerar a la emigración parte esencial de la historia autonómica y potenciar su retorno, como recoge su documento, consultado por Ical.

Parte del contexto demográfico, a los que se dirige este plan. Son un 12,6 por ciento más que en el anterior de 2015 (20.153), desde los 159.799 a los 179.952 a 1 de enero de 2020, que representan el 6,88 por cientos de los ciudadanos españoles en el exterior, en concreto 2.618.592. Castilla y León es la quinta comunidad en número de residentes fuera, tras Galicia, Madrid, Cataluña y Andalucía.

De ellos, 63.323 se trasladaron a un país de Europa, 758 a África, 113.030 a América, 1.636 a Asia y 1.205 a Oceanía. Por provincias, 9.358 corresponden a Ávila; 21.317 a Burgos; 53.670 a León; 8.510 a Palencia; 34.895 a Salamanca; 4.121 a Segovia; 8.162 a Soria; 17.314 a Valladolid; 22.605 a Zamora.

Los retornados a Castilla y León en 2019 fueron 2.496, de los que 127 lo hicieron a Ávila; 439 a Burgos; 477 a León; 121 a Palencia; 347 a Salamanca; 162 a Segovia; 97 a Soria; 564 a Valladolid; 162 a Zamora. En el periodo 2007-2019 han sido 20.433 los ciudadanos castellanos y leoneses que han regresado a la Comunidad.

Según los datos del INE de 1 de enero de 2020, los ciudadanos nacidos en Castilla y León y residentes en España son 2.933.660, de los que 1.931.850 residen en la Comunidad y 1.001.810 en otras comunidades autónomas y ciudades autónomas de España.

“En la realidad demográfica actual de Castilla y León, el retorno a la Comunidad de nuestros ciudadanos residentes en el exterior constituye una parte esencial entre las soluciones planteadas para afrontar el reto de la despoblación”, describe este tercer plan, que prioriza los programas para facilitar su retorno y plena integración.

 

Sin marco presupuestario

Así, explica que estos programas se someterán a revisión y actualización para mejorar su eficacia y llegar prioritariamente a quienes se encuentran en una situación más desfavorable. De esta manera, se recoge que se podrá favorecer, por ejemplo, a quienes acrediten su intención de asentarse de modo permanente en la Comunidad o también a los que regresen a localidades más despobladas.

Sin embargo, no se compromete un marco presupuestario ni financiación plurianual, sino que las líneas de actuación se fían a los créditos de cada presupuesto anual de la Comunidad, y en función de las disponibilidades, por lo que centra “el esfuerzo” en la “eficacia y calidad” de las medidas, así como en la gestión eficiente de los recursos.

No obstante, recoge un seguimiento que obliga a las consejerías a remitir a la Dirección General de Acción Exterior de la Consejería de Transparencia en el primer cuatrimestre del año un informe de las actuaciones desarrolladas en el año inmediatamente anterior.

Para el retorno, se planean ayudas específicas, reforzar las actuaciones de la Oficina del Retorno, eximir a estos ciudadanos de un periodo previo de residencia para acceder a la renta garantizada de ciudadanía, crear la plataforma web ‘Talento Castilla y León’ o mayor subvención para la constitución de una empresa o autoempleo.

Incentivar la celebración del Día de Castilla y León entre las comunidades en el exterior, promocionar las universidades públicas para atraer talento, promover el conocimiento y uso de difusión ‘on line’ del patrimonio cultural castellano y leonés, articular una línea de becas para realizar estudios relacionados con la emigración autonómica o fomentar una reserva anual par ellos en programas como ‘Red Activa’ o cursos de idiomas son otras acciones.

Más acciones:
MÁS NOTICIAS
  • Colección Crónicas de la Emigración

Boletín de noticias

Si quiere recibir información actualizada de Crónicas de la Emigración, envíenos su correo electrónico.
Suscribirse al boletín

Hemeroteca