Pidieron tener personalidad jurídica para poder representar a los ciudadanos del exterior

El Pleno del CGCEE reitera su petición para que se elimine el voto rogado

El Pleno del CGCEE aprobó solicitar personalidad jurídica de manera que puedan defender los derechos de los ciudadanos a los que representan ante “ante las instancias que correspondan, cuando se atenten o conculquen derechos fundamentales” como, según aseguran, se hizo implantando el voto rogado. Según aseguró la Comisión de Derechos Civiles y ratificó el Pleno, la implantación del voto rogado fue una “abolición de los derechos fundamentales de los españoles residentes en el extranjero” llevado a cabo “por los representantes electos de la nación (excepto IU y Coalición Canaria).

El Pleno del CGCEE reitera su petición para que se elimine el voto rogado
El Pleno se mostró mayoritariamente, en contra del voto rogado. Vista general del Pleno.

El Pleno del CGCEE aprobó solicitar personalidad jurídica de manera que puedan defender los derechos de los ciudadanos a los que representan ante “ante las instancias que correspondan, cuando se atenten o conculquen derechos fundamentales” como, según aseguran, se hizo implantando el voto rogado. Según aseguró la Comisión de Derechos Civiles y ratificó el Pleno, la implantación del voto rogado fue una “abolición de los derechos fundamentales de los españoles residentes en el extranjero” llevado a cabo “por los representantes electos de la nación (excepto IU y Coalición Canaria).

En el documento aprobado por el Pleno se instaba a explorar otras vías de participación electoral como el voto telemático, así como a estudiar como lo organizan en otros países.

Desde el Pleno se pidió una vez más la restitución del voto exterior en las elecciones municipales y la creación de una circunscripción propia.

En materia de nacional, el Pleno reiteró las conclusiones del anterior Pleno y pidió que la nacionalidad española no se pierda “a menos que el sujeto declare renunciar expresamente a ella ante las autoridades españolas competentes”; que no se utilice el concepto de ‘español de origen’ “para el establecimiento de diferencias entre españoles una vez obtenida” la nacionalidad; y que se suprima la necesidad de residencia en España para que los conyugues o descendientes obtengan la nacionalidad.

El Pleno también aprobó la creación de una subcomisión que “elabore una relación de los problemas identificados con los procesos electorales y el funcionamiento de los Consejos de Residentes (CRE)”. Este organismo deberá analizar su normativa reguladora y hacer una propuesta de cambio, tanto para el Real Decreto que los regula como para la Orden Ministerial que los reglamenta. Según se estableció formarán parte de esta subcomisión Ángel Capellán, José Mansilla, Marco Antonio de Lera y Antonio Fernández Rivera, que entra en sustitución de Eduardo Dizy, que en calidad de presidente del Consejo tiene acceso a todas las comisiones.

Consulados

El Pleno aprobó, con cuatro votos en contra y sin abstenciones, los asuntos relacionados con los consulados presentados por la Comisión de Derechos Civiles.

En el texto se insta al Gobierno a poner en marcha los consulados aprobados para Venezuela, “por lo menos alguno de ellos”, y solicitar un nuevo consulado para Santiago de Cuba y una nueva sede para La Habana.

Otro de los problemas que se expuso ante el Pleno fue la expedición de los pasaportes, un trámite que causa trastornos a quien quiere conseguirlo “por razones económicas, laborales y de lejanía”.  Desde la administración se explicó que al ser necesarias las características biométricas no es posible que los consulados tramiten la renovación de pasaportes. En todo caso, recordaron que hay unidades móviles pero, debido al elevado coste que tienen, se irán introduciendo paulatinamente en los países donde las distancias sean mayores.

La reiteración de propuestas anteriores, que incluía que se facilitase a los CRE las direcciones de los inscritos en el consulado y la ejecución de sentencias firmes de divorcio, se retiró de los acuerdos para profundizar en ellos y llevarlos al siguiente Pleno.

La situación de los presos españoles en cárceles extranjeras es otro de los puntos que se trató en la Comisión y que el Pleno aprobó por unanimidad. En el documento se incluye la petición de campañas informativas para que la gente que viaja al extranjero sea consciente de las consecuencias de sus actos, así como programas de desintoxicación para los drogadictos.

También se solicita que se les conceda algún tipo de documentación para poder trabajar durante la libertad condicional y que se les considere beneficiaros de una prestación por razón de necesidad durante ese periódico. Además, se pidió que, con los países con los que hay convenio de traslado de condenados, éste sea lo más rápido posible.

En el Pleno se explicó que Perú era el país donde más reclusos españoles había y se pidió que se reforzara al personal del consulado para poder atenderlos.

El Pleno del CGCEE reitera su petición para que se elimine el voto rogado