Alumnos del curso dictado por la Casa de Madrid en Bahía Blanca visitaron la bodega Saldungaray

Los alumnos del curso teórico-práctico para Camareros y Camareras dictado por Casa de Madrid Bahía Blanca, visitaron y recorrieron la Bodega Saldungaray, emprendimiento familiar, que se encuentra en la localidad homónima.

Alumnos del curso dictado por la Casa de Madrid en Bahía Blanca visitaron la bodega Saldungaray
madrid bodega
Un momento de la visita a la bodega.

Los alumnos del curso teórico-práctico para Camareros y Camareras dictado por Casa de Madrid Bahía Blanca, visitaron y recorrieron la Bodega Saldungaray, emprendimiento familiar, que se encuentra en la localidad homónima.

El itinerario cubrió los sectores de las cubas, la sala de catas y degustaciones, la cava y el restaurante el silo.

En un principio, la guía hizo una amplia exposición sobre la historia del lugar, los métodos de cultivo y el proceso de elaboración del vino. Son 20 hectáreas en donde se encuentran:  viñedos, donde maduran ocho cepas (malbec, merlot, tempranillo, pinot noir, cabernet sauvignon y franc, chardonnay y sauvignon blanc), plantaciones de berries, peras y ciruelas, cuyos frutos son destinados a la producción de dulces artesanales.

Los alumnos también recibieron una explicación sobre la importancia de los controles de temperatura y humedad que debe cumplir el recinto, el embotellado, el estacionamiento y la comercialización de los vinos Ventania. También realizaron una reseña sobre el ‘método champenoise’, empleado para elaborar el espumante Ventania, para el cual, usan 100% de uva Pinot Noir.

En la sala de cata y degustaciones, los visitantes saborearon un tinto BLEND (Cabernet Sauvignon, Cabernet Franc y Merlot).

La visita se completó con un almuerzo en el restaurante El Silo. El concesionario, Máximo Celis, brindó a los alumnos una charla sobre el manejo y operación de un restaurante, resaltando que un buen servicio incluye, por sobre todo, excelente comunicación. Luego, permitió que algunos alumnos tomaran los pedidos del grupo, explicándoles cómo tenían que confeccionar la comanda en un servicio tradicional menú-carta y como debían entregarla en la cocina. Con los comensales ubicados en sus asientos, distribuyeron las bebidas y la comida, que fue emplatada de forma muy original en la cocina y presentada por los camareros en la mesa.

El curso para camareros y camareras, dictado por Casa de Madrid, a cargo de Miguel Buffo, contó con alumnos de Bahía Blanca y de Monte Hermoso, siendo subvencionado por el Ministerio de Empleo y Seguridad Social del Gobierno de España, dentro del Programa Jóvenes 2013.

Alumnos del curso dictado por la Casa de Madrid en Bahía Blanca visitaron la bodega Saldungaray