El fugitivo es el líder de la banda ‘Los Pingüinos’ y tiene doble nacionalidad

El presunto secuestrador de españoles en La Guajira colombiana se esconde en Maracaibo

La Policía del departamento de La Guajira (Colombia) sabe que Cristian Sierra, el presunto secuestrador de la pareja española cerca del Cabo de La Vela, se esconde en una de las residencias que tiene en la ciudad venezolana de Maracaibo (estado Zulia). El fugitivo es el líder de la banda ‘Los Pingüinos’ y tiene doble nacionalidad.

El presunto secuestrador de españoles en La Guajira colombiana se esconde en Maracaibo

La Policía del departamento de La Guajira (Colombia) sabe que Cristian Sierra, el presunto secuestrador de la pareja española cerca del Cabo de La Vela, se esconde en una de las residencias que tiene en la ciudad venezolana de Maracaibo (estado Zulia). El fugitivo es el líder de la banda ‘Los Pingüinos’ y tiene doble nacionalidad. Opera con sus nueve hombres en todo el estado Zulia y el territorio indígena.
Élber Velasco, comandante de la Policía del departamento de La Guajira, detalló que, a excepción del secuestro de los turistas españoles que se registró a mediados de mayo, Sierra mantuvo un bajo perfil en Colombia. No así en Venezuela, donde lo señalan de al menos tres plagios y un número no determinado de asesinatos, la mayoría perpetrados en Maracaibo y en el municipio Guajira.
“Sierra tiene algunos familiares en Colombia, pero vive en Maracaibo. Cuando lo buscaron aquí –La Guajira–, huyó a la capital del Zulia”, dijo el comandante a través de una entrevista telefónica.
La banda ‘Los Pingüinos’ la integran entre ocho y 10 delincuentes, todos indígenas y con doble nacionalidad. Operan en los poblados de Maicao y Uribia. Atacaron, a mediados de mayo, a María Marlaska y Ángel Sánchez cuando visitaban el desierto colombiano. “Inicialmente fue un atraco, pero luego se les ocurrió secuestrarlos”.
A la pareja la obligaron a ir desde el Cabo de La Vela –norte del departamento de La Guajira– hasta un poblado cercano a Paraguachón. Estuvieron en cautiverio a 200 metros del poblado El Carretal, muy cerca de donde el año pasado el Ejército colombiano se enfrentó a un contigente guerrillero.


Captura
Una fiscal colombiana especialista en materia de secuestro emitió una orden de aprehensión contra Sierra. El comandante Velasco espera tenerla en la mano para enviarla a la Interpol e iniciar la averiguación en Venezuela. El comandante asegura que las autoridades venezolanas han colaborado desde el inicio de las investigaciones.
La Policía colombiana tiene la identificación de todos los involucrados en el plagio. Hasta ahora no hay ninguno detenido. En ese territorio no se han hecho allanamientos porque las fuentes humanas de las autoridades guajiras aseguran que Sierra no tiene propiedades en esa zona. Todas están en Maracaibo. En el Zulia la Policía científica (CICPC), que recién estrena gabinete, se ha negado a dar declaraciones al respecto.


Negociación binacional
Tras las primeras investigaciones, la Policía española y colombiana corroboraron que las llamadas las hicieron desde dos celulares comprados en Venezuela. También se comprobó que quienes hablaban con los familiares eran venezolanos. A los delincuentes los apodan ‘Pito’, ‘Kennedy’ y ‘Tiquitán’. Según fuentes de la investigación, 800 mil euros pidieron los secuestradores a los parientes de la pareja española.


Detenciones en España
La Policía ha conseguido detener en la Comunidad de Madrid a dos individuos relacionados con el secuestro de los dos españoles en Colombia. Al parecer, se trata de los intermediarios en el pago del rescate que se produjo en Madrid hace unos días y en el que participó al menos uno de ellos directamente para tramitar el cobro de la extorsión. Este individuo llegó a España hace unos días procedente de Bogotá y los agentes de la unidad de la Policía especializada en delitos violentos ha mantenido una discreta vigilancia sobre su entorno.
Según fuentes de la investigación, una vez realizado el pago y a la espera de que la confirmación llegara a oídos de los secuestradores, la Policía española diseñó una operación de seguimiento que fue permanente y totalmente reservado hasta que se pudiera confirmar que la pareja de españoles estaba a salvo.
Cuando llegó la noticia de la liberación, los responsables policiales dieron el visto bueno para la detención de los sicarios que operaban desde Madrid.
Los detenidos son dos empresarios: J.J.B.M, de nacionalidad española, y L.A., de origen sirio, ambos responsables del cobro del rescate exigido a la familia. Las detenciones se han producido en sus propios domicilios pocas horas después de la liberación de María Concepción y Ángel. Una vez que se produjo la liberación, desde la Embajada de España en Colombia se dio la buena noticia a la familia y al propio juez Grande Marlaska, que es familia de María Concepción.
El ministro del Interior ha estado informado de la operación y el grupo de profesionales de la Policía continúa ahora mismo con sus pesquisas. Con entradas y registros en domicilios y con la búsqueda de nuevos posibles implicados.
El caso está en manos de un juzgado de Avilés (Asturias) pero, entra dentro de lo probable, que sea finalmente un juez de la Audiencia Nacional, el encargado de llevar la investigación porque parece que es competencia de la Audiencia al tratarse de un delito cometido contra españoles en el extranjero.
En este tipo de secuestros realizados por delincuentes comunes suele ser habitual que participen varios intermediarios y que se realicen numerosas transacciones económicas, pero, según nos dicen, el rescate no habría superado los 100.000 euros. Todavía no está confirmado si se ha podido recuperar todo o parte del dinero.

El presunto secuestrador de españoles en La Guajira colombiana se esconde en Maracaibo