EN EL MARCO DE LAS ACTIVIDADES CULTURALES DEL 111º ANIVERSARIO DE LA ENTIDAD

La Asociación Española de Laprida organizó ‘Chanelando’, una noche de carácter, música y flamenco

Los artistas recibieron ovaciones del público que disfrutó de una excelente noche con aires flamencos.
Ovación y bises recibieron los artistas al final de la noche. Y les aplaudieron de pie. Y les pidieron un bis.

La Asociación Española de Laprida organizó ‘Chanelando’, una noche de carácter, música y flamenco
laprida chaneleando 1
Uno de los espectáculos.

La Asociación Española de Socorros Muturos de Laprida organizó ‘Chanelando’, una noche de marcado carácter, música y flamenco.

Los artistas recibieron ovaciones del público que disfrutó de una excelente noche con aires flamencos.
Ovación y bises recibieron los artistas al final de la noche. Y les aplaudieron de pie. Y les pidieron un bis. Emocionaron a una colmada sala del Cine Teatro Hispano Argentino, que volvió a recobrar magia y vida al mismo tiempo. ‘Chanelando’ se presentó el sábado 9 de mayo, en el marco de las actividades culturales que marcaron en el 111º aniversario de la Asociación Española de Laprida y la reapertura de su sala.

Rodrigo González y Allier Díaz Ferrer, en guitarra ,y Maximiliano Serral, en voz, quien enlaza sus cualidades vocales con texturas gitanas, demostraron toda su calidad y valía en cada interpretación, llevándose Serral una de las ovaciones cuando dejó el cajón peruano para tomar el centro del escenario y dejar el alma al interpretar ‘Te lo juro yo’.

La sensualidad, el desparpajo y el compás del cuerpo lo marcaron dos bailaoras como Mónica Romero y la lapridense Cecilia Maldonado –ambas de una progresiva y rica trayectoria–, trayendo y dejando el aroma y la esencia de los tablaos andaluces sobre este escenario lapridense que lució sobrio y ambientado desde la nueva iluminación y con un sonido de alta definición, equilibrado y sin fisuras.

‘Chanelar’ es un término que tiene origen en el Caló y se adapta luego al lunfardo rioplatense, donde también se utiliza este vocablo, llegado a través de los gitanos que arribaron al puerto de Buenos Aires.

Su definición –indicaba la ficha del espectáculo– es entender, conocer, saber el ánimo o la intención de alguien, creer, pensar, conocerse. Y se cumplió holgadamente.

Arte, carácter y seducción con profundas raíces de la música y la danza española entregó ‘Chanelando’. El flamenco con buenos aires hizo noche en Laprida, en una clara fusión de sentimiento, música, magia alma flamenca atravesando literalmente el corazón del público de la primera a la última fila.

La Asociación Española de Laprida organizó ‘Chanelando’, una noche de carácter, música y flamenco