El Centro Asturiano participó en la Fiesta del Folclore de la capital belga

Los asturianos de Bruselas pusieron al Manneke-Pis, vestido con el traje regional, a escanciar sidra

El Centro Asturiano de Bruselas celebró el Día de la Asturianía en el marco de su participación en la Fiesta del Folclore de Bruselas ‘Folklorissimo 2014’, que tuvo lugar el 20 y 21 de septiembre en la plaza Saint-Catherine. El famoso Manneke-Pis, vestido con el traje asturiano, escanció sidra para todos los presentes.

Los asturianos de Bruselas pusieron al Manneke-Pis, vestido con el traje regional, a escanciar sidra
Centro Asturiano Bruselas copia
El Manneke-Pis, vestido con el traje regional y soltando sidra asturiana.

El Centro Asturiano de Bruselas celebró el Día de la Asturianía en el marco de su participación en la Fiesta del Folclore de Bruselas ‘Folklorissimo 2014’, que tuvo lugar el 20 y 21 de septiembre en la plaza Saint-Catherine.

El sábado 20, el Centro abría su caseta con productos asturianos y españoles mientras su grupo folclórico desfilaba y bailaba al son de la gaita y el tambor.

La tortilla española, los chorizos a la sidra, el queso de cabrales, la sidra, la miel artesanal asturiana y los vinos de Cangas fueron algunos de los productos típicos que tanto los asturianos como los presentes en la plaza pudieron disfrutar.

Ese mismo sábado, por la noche, el grupo folclórico del Centro Asturiano participó en ‘Ottignies-Louvain-la-Neuve’ en las Fiestas de Valonia, dando a conocer la cultura y el folclore asturiano a los miles de asistentes.

El domingo 21, el Día de la Asturianía, el grupo folclórico desfiló desde la plaza Saint-Catherine hasta el Manneke-Pis con gaita y tambor. El famoso Manneke-Pis, vestido con el traje asturiano, escanció sidra para todos los presentes.

Como es habitual en este tipo de convocatorias, todos los presentes entonaron el ‘Asturias, patria querida’, acompañados por la gaita y el tambor.

La fiesta siguió en la plaza Saint-Catherine, donde a lo largo de la tarde miles de personas pasaron por esa emblemática plaza y pudieron conocer la gastronomía, las bebidas y la cultura de España y de Asturias.

Los asturianos de Bruselas pusieron al Manneke-Pis, vestido con el traje regional, a escanciar sidra