EL PRESIDENTE DEL CCG FUE INVESTIDO DOCTOR ‘HONORIS CAUSA’ POR LA UNIVERSIDADE DO MINHO

Villares propone a Galicia y Portugal “caminar hacia un futuro común, sin ignorar la diversidad”

| 19 de junio de 2015, 10:40
Villares-honoris causa en Braga1
Villares-honoris causa en Braga1

“Galicia debe caminar hacia Portugal sin renunciar a su patrimonio cultural” y Portugal “debe ser capaz de incorporar a su historia la cultura y la lengua gallega como una riqueza”. La consideración, realizada por el catedrático de Historia Contemporánea y presidente del Consello da Cultura Galega, Ramón Villares, tuvo como escenario el Salón Medieval de la Reitoría de la portuguesa Universidade do Minho, durante su discurso como doctor ‘honoris causa’ por la mencionada institución académica, en el que ahondó en las relaciones culturales y políticas entre ambas regiones, una vez que en 1864 quedó establecida la frontera que limitó ambos territorios.

Villares pronunció un discurso centrado en establecer los motivos que propiciaron el establecimiento de un límite geográfico entre Galicia y Portugal y, basándose en textos de intelectuales de otras épocas de una y otra parte del territorio, los atribuyó más a intereses políticos que de índole cultural, ya que ambas regiones presentan “semejanzas naturales y culturales” que permite hablar de una “identidad común” en aspectos como religiosidad heterodoxa, la emigración o el clientelismo político, así como de una convivencia “larga y pacífica”.

En este contexto, Villares aludió a las reflexiones de Castelao en ‘Sempre en Galicia’, ejemplar que, según destacó, se publicó por primera vez en Buenos Aires, en el año 1944, y donde el intelectual galleguista acusa al arzobispo compostelano Xelmírez de permitir la desintegración del territorio gallego, al crearse el reino lusitano, en su afán por procurar la primacía eclesiástica de España para Compostela,.

Rodeado de los rectores de la Universidade do Minho, Santiago de Compostela y Vigo, así como de catedráticos y de autoridades civiles, religiosas y académicas, el historiador gallego clamó por que Galicia y Portugal caminen “hacia un futuro común, sin ignorar la diversidad”, “desandando viejos caminos” y “recuperando viejas utopías”. Por parte de la Xunta, acompañaron a Villares el vicepresidente, Alfonso Rueda; el conselleiro de Cultura y Educación, Román Rodríguez; y el secretario xeral de Política Lingüística, Valentín García

El catedrático universitario se mostró, este miércoles, día 17, agradecido por tal distinción, que reconoció le fue concedida por su condición de “historiador gallego interesado por la historia y la cultura de Portugal”.

Los miembros de la comisión científica del Senado Académico de la Universidad portuguesa, por propuesta de su Instituto de Ciências Sociais, acordaron por unanimidad conceder esta distinción a Ramón Villares; un reconocimiento que se concede a “personalidades de mérito eminente, que se destaquen en los dominios de la ciencia, de la educación y de la cultura, poseedores de un currículum de gran proyección internacional”.

Ramón Villares es catedrático de Historia Contemporánea de la Universidad de Santiago de Compostela (USC) desde 1987 y experto en historia agraria, historiografía y historia general de Galicia. Desde el año 2006, es también presidente del Consello da Cultura Galega.

Fue decano de la Facultad de Xeografía e Historia en el período 1986-1990, rector de la Universidade de Santiago de Compostela entre 1990 y 1994, y miembro fundador y presidente de la Asociación Española de Historia Contemporánea (1996-2002).

Es autor de numerosas publicaciones, entre las que destacan libros como ‘La propiedad de la tierra en Galicia, 1500-1936’ (Siglo XXI Editores, Madrid, 1982); ‘Foros, frades e fidalgos, Estudos de historia social de Galicia’ (Edicións Xerais, Vigo, 1982); ‘Galicia. A Historia’ (Editorial Galaxia, Vigo, 1984); ‘Figuras da nación’ (Edicións Xerais, Vigo, 1997); ‘El mundo contemporáneo, siglos XIX y XX’ (Editorial Taurus, Madrid, 2001) o ‘Fuga e retorno de Adrián Solovio. Sobre a educación sentimental dun intelectual galeguista’ (Fundación Otero Pedrayo/Real Academia Galega, 2007).

El intelectual gallego reconoció, durante su comparecencia en ‘terras de Minho’ que el doctorado es “la mejor honra que podía esperar”, al ser reconocido por los “pares” para recibir tal  distinción, sin que haya para ello “razones de carácter oneroso”. 

 

 

 

 

 

Más acciones:
MÁS NOTICIAS
  • Colección Crónicas de la Emigración

Boletín de noticias

Si quiere recibir información actualizada de Crónicas de la Emigración, envíenos su correo electrónico.
Suscribirse al boletín

Álbumes de Fotos

Hemeroteca