LA REBAJA EN IMPUESTOS, LA MAYOR EN LA HISTORIA DE LA COMUNIDAD, TENDRá UN IMPACTO ESTIMADO DE 140 MILLONES DE EUROS

Los presupuestos para 2016 permitirán aumentar el gasto en sanidad y educación

La Xunta de Galicia aplicará desde el próximo 1 de enero la mayor bajada de impuestos de la historia de la Comunidad Autónoma. Esta rebaja fiscal forma parte de los Presupuestos de la Xunta para el año 2016, que permitirán aumentar el gasto en dos sectores importantes, como son el de la sanidad y el de la educación, al tiempo que reducen el gasto en deuda pública.

Los presupuestos para 2016 permitirán aumentar el gasto en sanidad y educación
10.Oficina de Hacienda en Vigo
Unas personas realizan trámites en la oficina de la Axencia Tributaria en Vigo.

La Xunta de Galicia aplicará desde el próximo 1 de enero la mayor bajada de impuestos de la historia de la Comunidad Autónoma. Esta rebaja fiscal forma parte de los Presupuestos de la Xunta para el año 2016, que permitirán aumentar el gasto en dos sectores importantes, como son el de la sanidad y el de la educación, al tiempo que reducen el gasto en deuda pública. Las rebajas fiscales aprobadas por la Xunta de Galicia en sus Presupuestos para el año próximo se centran en tres ámbitos de actuación: el Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas (IRPF), el Impuesto sobre Sucesiones y un programa específico de impuestos que se desarrollará en el medio rural.

Esta rebaja tendrá un impacto estimado de 140 millones de euros, lo que la convierte por lo tanto en la mayor rebaja fiscal de la historia de Galicia.
En el Impuesto sobre Sucesiones, la Xunta elevará el mínimo exento de tributación a 400.000 euros a partir del próximo 1 de enero. De este modo, el 99% de los gallegos no tendrán que pagar este impuesto en el momento en que hereden como hijos, padres, abuelos, nietos o cónyuges, y el 1% restante pagará menos. Galicia se sitúa también entre las comunidades autónomas con la tributación más baja en este impuesto.
¿Por qué la Xunta prácticamente elimina el impuesto de sucesiones? El objetivo es mantener íntegro el patrimonio familiar y la capacidad económica de la familia, que pasa a perder en muchas ocasiones la renta que aportaba la persona fallecida. 
En cuanto al IRPF, la Xunta de Galicia aplicará una rebaja de carácter progresivo en su tramo autonómico que va a beneficiar al 98,5% de los contribuyentes gallegos, con un ahorro estimado de hasta 380 euros al año por contribuyente. La rebaja fiscal en este impuesto se notará más en las rentas bajas y medias, y en todo caso situará a Galicia entre las comunidades con la menor tributación en estas rentas.
Finalmente, en el ámbito rural se completa un programa de impuestos cero para favorecer la actividad en este campo. De este modo, ninguna transmisión de fincas en suelo rústico pagará impuesto de transmisiones patrimoniales. Además, dejará de tributar la transmisión o ampliación de explotaciones agrarias, mientras que las agrupaciones de fincas rústicas tampoco pagarán el impuesto de Actos Jurídicos Documentados.


Más bonificaciones fiscales
Estas rebajas de impuestos tendrán un impacto especial en las bonificaciones fiscales que la Xunta aplicará en 2016.
Así, la Xunta aplicará en 2016 beneficios fiscales para familias, hogares y empresas por un importe de 364 millones de euros, lo que supone un incremento del 13,3% respeto al actual ejercicio. 
De este modo, ha ampliado al ámbito de las cooperativas la deducción por inversión en la adquisición de acciones o participaciones sociales en entidades nuevas o de reciente creación. 
También mantiene una deducción por donativos para I+D+i del 25% de las cantidades donadas a centro de investigación, con un límite máximo del 10% de la cuota íntegra, así como una deducción del 5% de las inversiones en instalaciones de climatización y agua caliente sanitaria que utilicen energías renovables en vivienda habitual.
Los beneficios fiscales son una estimación del impacto que tienen las medidas de política económica y social de la Xunta en los tributos autonómicos. Es decir, es dinero que la Administración gallega deja de recaudar y que queda a disposición de ciudadanos y empresas. Hay que tener en cuenta que del total de beneficios fiscales en 2016, cerca del 90% son de carácter social, incluidas las deducciones que se aplican a los hogares con menos rentas.

Los presupuestos para 2016 permitirán aumentar el gasto en sanidad y educación