DIO LA BIENVENIDA EN LA UNIVERSIDAD DE VIGO A LOS 73 JÓVENES QUE CURSARÁN UN MÁSTER

Miranda recuerda a los beneficiarios este año de las becas BEME que “lo más satisfactorio” es que se queden en Galicia

| 6 de octubre de 2021, 15:43
Miranda-BEME Vigo-Feijoo
El presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, de forma telemática, invitó a los alumnos a que se queden en Galicia.

Beneficiarios este curso de las becas BEME (Bolsa Excelencia Mocidade Exterior) que se imparten en la Universidad de Vigo participaron este miércoles 6 en el acto de bienvenida que les dispensaron el rector, Joaquín Reigosa Roger, y el secretario xeral de Emigración, Antonio Rodríguez Miranda, arropados ambos por la vicerrectora de Responsabilidad Social, Internacionalización e Cooperación, María Isabel Doval, y la subdirectora xeral de Retorno, María Begoña Solís Domínguez. 

El paraninfo de la Universidad de Vigo, en Lagoas-Marcosende, fue el escenario escogido en esta ocasión para dirigirse a los 73 alumnos de los campus de Vigo y de Pontevedra que forman parte de este grupo de beneficiarios de las BEME para el curso 2021-2022. 

Gracias a la iniciativa de la Secretaría Xeral de Emigración, tendrán la posibilidad de ampliar conocimientos en las áreas de la comunicación y la publicidad, la economía y la administración de empresas, la industria 4.0 y las actividades deportivas, disponiendo para ello de una ayuda económica que oscila entre los 7.650 y los 11.475 euros, dependiendo del tipo de máster elegido.

A todos ellos animó el rector a que disfruten de la oportunidad que se les brinda a través de estas becas, que “están muy bien organizadas”, y que les acerca a Galicia; “un país muy atractivo, en el que se vive muy bien”, en el que se trabaja con “parámetros europeos” y en el que se están haciendo “algunas cosas muy bien”, dijo Reigosa.

El rector aprovechó su intervención para hablar de la orientación de la institución académica que representa, que se precia de apostar por una educación “inclusiva e igualitaria”, con el objetivo de conseguir avanzar hacia una sociedad cada vez más “justa”, e incidió en uno de los problemas que se vislumbran entre los más acuciantes de debe afrontar la comunidad gallega en estos tiempos como es el descenso de población juvenil, y contra el que este programa se propone luchar, trayendo a la comunidad autónoma a jóvenes talentos del exterior dispuestos a formarse e instalarse en la tierra de sus padres. Se trata, pues, de un programa que “se fortalece cada año” y con el que “los gallegos nos podemos sentir orgullosos”, concluyó Reigosa.

Durante su turno de palabra, el secretario xeral de Emigración agradeció sus elogios al rector y destacó la importancia de que tanto él como la vicerrectora le hayan acompañado en la recepción a los alumnos de máster llegados del exterior, lo que “demuestra que le dan importancia”, dijo. 

Dirigiéndose a los becarios, aseguró: “Entre todos seremos capaces de sacar adelante esta oportunidad para vosotros y para Galicia”, ya que, “si decidís quedaros entre nosotros, sería lo más satisfactorio”.

Rodríguez Miranda invitó a los becarios a que “se sientan cómodos” en su nuevo emplazamiento y “a gusto en los estudios” para que puedan alcanzar el “éxito” en el plano laboral. También les animó a que continúen por la línea de emprender un negocio, en aquellos casos en los que ese sea el objetivo, y a continuarlo, en el supuesto de los que ya hayan desarrollado alguna iniciativa de este tipo en su país de residencia, teniendo en cuenta que los medios tecnológicos de que se dispone hoy en día permiten trabajar “desde cualquier punto”.

Para lograr su propósito, les informó de que en Galicia tendrán “información de primera mano” sobre cualquier asunto que les preocupe o interese, tanto desde el punto de vista sanitario derivado del coronavirus como en los apartados administrativo o doméstico.

Miranda les recordó que en Vigo, al igual que en las principales ciudades de Galicia, se dispone de una oficina de asesoramiento al retornado, de la que se ocupan dos mujeres (una de ellas, Mónica Lora Sánchez, estuvo presente en el acto informando a los presentes de los trámites administrativos necesarios para la estancia en Galicia), y les habló también de la existencia de una asociación de exbecarios (Ajerga) a la que se pueden dirigir para obtener información desde el punto de vista de la experiencia de personas que ya han pasado por su misma situación.

“No dejéis de utilizar este recurso”, les dijo Miranda, ya que en dicha asociación se podrá encontrar “apoyos y colaboración que complementa el trabajo de la Secretaría Xeral”, que trabaja en coordinación con ella y que les puede proporcionar “un acompañamiento más cercano” del que se obtiene de la Administración. 

También les animó a hacer uso de las posibilidades que les ofrece la propia Universidad, que “tiene recursos importantes para completar otros aspectos de la vida académica” que les pueden servir de gran ayuda, matizó el secretario xeral.

“Que nadie se quede con dudas; desprendeos de la vergüenza y aprovechad la ocasión”, les animó, y les dio las “gracias por elegir Galicia” en un “momento de dificultad” como el que se está viviendo a causa de la pandemia, dejando de lado “la comodidad” de vivir en el país propio y con la familia, porque “no os vamos a decepcionar”.

La recompensa vendrá igualmente del lado de los padres y abuelos a los que han tenido que dejar que se van a sentir "tremendamente orgullosos y felices” de que puedan estar en Galicia. Porque estos jóvenes talentos del exterior están llamados con estas becas a “hacer realidad el sueño que ellos tuvieron”.

El presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, también quiso estar presente de alguna manera en el acto de recepción de los becarios que comienzan un máster en los campus de Vigo y Pontevedra y, de modo telemático, les lanzó la invitación a que se queden en Galicia una vez finalizado el periodo de formación. Un periodo que este curso tiene la particularidad de que se celebra durante un Año Santo que, por primera vez, debido al Covid-19, contempla un Xacobeo doble (2021-2022), comentó Feijóo.

 

 

Información sobre el Covid-19

En un curso, como el anterior, marcado por la pandemia, el acto de presentación de los alumnos llegados este año  de fuera contó con la presencia de un enfermero especialista en temas de familia y en las particularidades de las vacunas contra el virus. Así, José Manuel Álvarez Pena fue el encargado informó del protocolo establecido en Galicia para luchar contra esa lacra sanitaria y de dar a conocer las direcciones electrónicas a las que se pueden dirigir para obtener información al respecto. También les introdujo en el asunto de las vacunas, informándole de cuáles son las válidas en Europa y de como complementar las que traen de sus países con las que se inyectan en España.

 

 

Oficina de información al retornado

De los asuntos de carácter administrativo se ocupó Mónica Lora, quien, de modo general, instó a los presentes a visitar las instalaciones de la Oficina Integral de Asesoramiento y Seguimiento al Retornado (Praza da Estrela, en Vigo) y les ofreció información sobre aquellas cuestiones fundamentales para asentarse en Galicia, para obtener asistencia sanitaria o para la homologación de títulos, entre otras cuestiones.

Finalizadas las presentaciones, se abrió una tanda de preguntas que se centraron sobre todo en recabar información acerca de la compatibilidad de las vacunas y sobre algunos problemas en materia de vivienda que padecen algunos de los beneficiarios.

Las becas BEME es una iniciativa que, desde 2017, viene poniendo en marcha la Secretaría Xeral de Emigración de la Xunta para acercar a Galicia a jóvenes universitarios del exterior que, o bien abandonaron recientemente el país o son descendientes de gallegos, para que cursen un máster en alguna de las tres universidades gallegas (Santiago, A Coruña y Vigo). De lo que se trata es de ofrecerles la oportunidad de ampliar conocimientos en Galicia y animarlos a que se queden y contribuyan con su presencia al desarrollo de la comunidad autónoma.

Más de 500 jóvenes gallegos llegados de distintas partes del mundo (700 contando este curso) se han apuntado ya a la propuesta que, en estos cinco años, ha conseguido aumentar el número de plazas disponibles, al pasar de las cien iniciales a 150 y de ahí a un total de 2oo.

Entre los beneficiarios de este año se encuentran gallegos procedentes de más de 20 países, aunque hay algunos que aportan un mayor número de alumnos, como es el caso de Argentina, Venezuela, Brasil, Cuba, Reino Unido, Alemania o Suiza.

 

Más acciones:
MÁS NOTICIAS
  • Colección Crónicas de la Emigración

Boletín de noticias

Si quiere recibir información actualizada de Crónicas de la Emigración, envíenos su correo electrónico.
Suscribirse al boletín

Hemeroteca