PERMITIRÁ ACOGER TORNEOS INTERNACIONALES DE BALONCESTO, VOLEIBOL Y FÚTBOL SALA, ENTRE OTROS DEPORTES

El Centro Galicia de Buenos Aires inauguró su nuevo pabellón polideportivo

Directivos del Centro Galicia de Buenos Aires, acompañados por el intendente de Vicente López, Enrique García, y el delegado del gobierno gallego en Argentina, Alejandro López Dobarro, inauguraron el pasado 30 de julio un pabellón polideportivo en el campo de deportes del Centro Galicia de Buenos Aires, en Olivos.
El Centro Galicia de Buenos Aires inauguró su nuevo pabellón polideportivo
 Parte del público que asistió a la inauguración.
Parte del público que asistió a la inauguración.

Directivos del Centro Galicia de Buenos Aires, acompañados por el intendente de Vicente López, Enrique García, y el delegado del gobierno gallego en Argentina, Alejandro López Dobarro, inauguraron el pasado 30 de julio un pabellón polideportivo en el campo de deportes del Centro Galicia de Buenos Aires, en Olivos. Este nuevo pabellón polideportivo, de más de 1200 metros cuadrados cubiertos, cumple con los requisitos, por su extensión y su altura, para acoger torneos internacionales de baloncesto, voleibol y fútbol sala, entre otros deportes.

El salón que contiene dos canchas cubiertas de competición internacional con gradas con capacidad para unos 200 espectadores sentados se suman a la amplia oferta de instalaciones que ofrece la asociación gallega en la Argentina: siete canchas de tenis, dos canchas de fútbol para adultos, una cancha de fútbol para niños, dos canchas de fútbol 5, un natatorio olímpico, cuatro canchas de paddle, canchas de pelota paleta y de bolos celta, canchas de bochas y de bowling y espacios recreativos.
Su construcción requirió una inversión de 2 millones y medio de pesos, incluyendo las obras edilicias y el material deportivo. Recursos, precisó Vila, que provinieron de la propia entidad y de la Xunta de Galicia para “algún tramo de la edificación”.
En esta dirección, el dirigente señaló que la asociación está generando un superávit creciente y aseguró que la actual gestión está poniendo su mayor empeño para que “la institución genere recursos propios y sea sostenible”. En este sentido, agregó que han encarado una modernización de la gestión de modo tal que se puedan encarar “más y mejores servicios, reduciendo costos, para seguir creciendo”. El dirigente consideró que la gestión “es cada vez es más compleja” porque hay una mayor demanda de servicios. Al respecto, Vila indicó que se están incorporando nuevos socios que son más demandantes de servicios. “Naturalmente tienen toda la razón porque ellos evalúan antes de incorporarse qué servicios tienen y verdaderamente para Vicente  López somos una entidad muy competitiva en servicios y en costo de cuota”, opinó el presidente.
El Centro Galicia, fundado en el año 1979 como consecuencia de la fusión de los centros provinciales gallegos, cuenta con escuelas y equipos de la institución en baloncesto, tenis, paddle  y voleibol, femenino y masculino, fútbol y fútbol sala, gimnasia, patín y taekondo, entre otros.
Además, allí se realizan numerosas actividades recreativas y funcionan las escuelas de cantareiras, danzas españolas, folclore argentino, gaitas, música celta, tango, teatro, coro y corte y confección, entre otras.

Asistentes a la inauguración
Al acto de inauguración asistió el intendente municipal de Vicente López, Enrique García, quien concurrió acompañado por buena parte del departamento ejecutivo de su gobierno. También asistieron el presidente del Concejo Deliberante, José Menoyo, y el secretario de gobierno, Rubén Vecchi, representando a la Xunta de Galicia estuvo el delegado en Argentina, Alejandro López Dobarro. Por otra parte, concurrieron, además de la Junta directiva del Centro Galicia, la presidenta del CRE de  Buenos Aries, María Teresa Michelón; el presidente del Centro Gallego de Buenos Aires, Carlos Vello; el presidente de la Federación de Sociedades Españolas de Argentina, Pedro Bello, así como profesores y jóvenes deportistas de la institución.
El acto formal, en el que se descubrió una placa recordatoria, contó con la participación de la banda de gaitas de la institución que dio la bienvenida a las autoridades municipales e interpretó los himnos de Argentina, España y Galicia.
El primero en hacer uso de la palabra fue el presidente del Centro, José Vila, quien manifestó que la inauguración del salón significa para los directivos del Centro “un sueño que de pronto se hace realidad”. “Un sueño que se hace con las manos del cuerpo, pero también con la voluntad del alma”, dijo y avanzó que “nosotros teníamos una decisión y no nos equivocamos cuando la tomamos. Hemos confiado en nuestras fuerzas y, efectivamente, hemos podido concretarla”.  Luego de la intervención de Vila Alén, el delegado del gobierno gallego en Argentina destacó la importancia de que las asociaciones gallegas puedan trabajar juntos y mancomunadamente de cara al futuro.
Por último, el intendente Enrique García puso en valor la calidad de los servicios que ofrece el Centro Galicia de Buenos Aires y dijo que es uno de los mejores clubes del Partido de Vicente López. García recordó que, siendo hijo de padre asturiano y de madre gallega, repartió su infancia entre el ex Centro Lucense (hoy sede del Centro Galicia) y del Centro Asturiano de Buenos Aires.

Las obras
El 99% de las obras del salón se concluyeron hace tres meses. Lo que restaba para poder inaugurarlo –explicó el presidente de la institución– eran apenas algunos detalles de seguridad, como el revestimiento de las paredes detrás de los aros y el ajuste de detalles en los tableros electrónicos y de electricidad. “Al finalizar el mandato de la primera mitad de la junta directiva, explicó Vila Alén, la obra ya estaba terminada”.
Para su realización, explicó José Vila Alén, los directivos de la asociación fueron contratando cada gremio y negociando y concursando cada etapa, con lo cual pudieron hacer la obra con un presupuesto menor al que se había calculado en un principio.
El costo total del gimnasio, según informó, fue de unos 2 millones y medio de pesos, incluyendo el equipamiento deportivo que suele costar –explicó– un par de centenares de miles de pesos por la tecnología que se emplea y precisó que los tableros electrónicos de las canchas son rebatibles y que todo se realizó “de acuerdo con la más moderna tecnología”.
Las dos canchas admiten competencias nacionales e internacionales tanto por sus dimensiones como por la altura que tienen (7 metros). Allí se pueden desarrollar hasta cinco prácticas deportivas. Las principales para la Casa, porque allí se enseñan y practican, son baloncesto, voleibol y fútbol sala, pero si se quisiera el día de mañana realizar un partido de balonmano, tenis o jockey también podrían hacerse “con alguna pequeña modificación”, ahondó el dirigente.

Los próximos desafíos del Centro Galicia
Lo primero, explicó el presidente de la institución, José María Vila Alén, será instalar un ascensor más en el sector de vestuario, “porque la casa –dijo– cuenta con asociados de todas las generaciones”. 
Otro de los proyectos que se plantean desarrollar a corto y mediano plazo es la recreación de espacios y actividades para generaciones intermedias. “Muchas veces vienen las madres que traen a sus hijos y tenemos que ofrecerles comodidades a ellas también”. En esta línea, explicó que están definiendo la puesta en marcha de una sala de lectura. Por otra parte, ampliarán la oferta de juegos para niños y esperan adecuar algunos espacios para que los socios puedan realizar alguna celebración familiar en un ámbito un poco más privado.
Todos estos proyectos, explicó Vila, deberían estar finalizados antes de fin de año. Por otro lado, en la sede céntrica de capital federal, la asociación está a punto de encarar la ampliación de los vestuarios de su gimnasio keltia. Al respecto, el dirigente gallego explicó que la Casa cuenta con un gimnasio muy moderno, “pero que tiene un cuello de botella en el vestuario en momentos pico”. Las ampliaciones, precisó, van a permitir incrementar un 50%, aproximadamente, la capacidad de las duchas y los vestuarios, redundando, según prevén, en un incremento de los asociados. En este sentido, aclaró que el gimnasio está teniendo un techo que lo está dando el vestuario, no las instalaciones y mucho menos la piscina climatizada. Para comenzar con estas obras, explicó, están esperando que los arquitectos terminen, en los próximos días, la documentación para llamar a concurso.





 

El Centro Galicia de Buenos Aires inauguró su nuevo pabellón polideportivo