AL ACTO ASISTIERON EL CONSEJERO DE TRABAJO E INMIGRACIÓN Y EL DELEGADO DE LA XUNTA EN BUENOS AIRES

La Asociación Benéfica de Corcubión inauguró el salón de usos múltiples

Con la presencia del intendente de la Ciudad de Vicente López, Enrique García, la Asociación Benéfica y Cultural del Partido de Corcubión inauguró el sábado pasado, día 27, el salón de usos múltiples (SUM) ‘Juan Graíño’.
La Asociación Benéfica de Corcubión inauguró el salón de usos múltiples
 Carlos Ameijeiras se dirige al público, durante la inguración de las instalaciones deportivas.
Carlos Ameijeiras se dirige al público, durante la inguración de las instalaciones deportivas.

Con la presencia del intendente de la Ciudad de Vicente López, Enrique García, la Asociación Benéfica y Cultural del Partido de Corcubión inauguró el sábado pasado, día 27, el salón de usos múltiples (SUM) ‘Juan Graíño’. El salón cubierto, que se construyó con aportes de la Fundación Empresaria de Vicente López y del municipio, es el número 88 que impulsa el intendente García a lo largo de sus 24 años de gobierno.

 

La inauguración del SUM que, en principio, estará destinado a la práctica de fútbol de sala y voleibol, marca un hito prácticamente “refundacional” para la entidad, señaló el presidente de la asociación, Carlos Ameijeiras, quien, además, agradeció muy especialmente el apoyo el expresidente de la Diputación de A Coruña, Salvador Fernández Moreda, y del intendente de Vicente López, Enrique García, por haber confiado en su “capacidad y potencialidad” y por ser –dijo– “dos grandes personas, con dos grandes virtudes”.
“La primera, enumeró, es su predisposición abierta para escucharnos y para evaluar positivamente nuestros proyectos apoyándonos con acciones concretas”. En este punto, Ameijeiras consideró que para instituciones como la A.B.C. de Corcubión “siempre es difícil captar la atención de los estamentos gubernamentales”.
La segunda gran virtud, avanzó, es el valor de su palabra, “una vez que empeñan la palabra –afirmó– la cumplen a raja tabla”.
El sábado al mediodía, en el salón ‘Juan Graíño’ y ante una gran cantidad de dirigentes de la colectividad y referentes de la ciudad, Ameijeiras recordó que Salvador Fernández Moreda los ayudó a remodelar el salón de planta baja, al que acondicionaron para realizar actividades de corte social, dirigidas a personas de la tercera edad, en buenas condiciones de salud. Esta obra, adelantó, también está a punto de finalizarse y entrar en funcionamiento.
Por otro lado, continuó, el SUM se pudo concretar gracias al apoyo del intendente, “que supo valorar positivamente el grado de inserción de la institución en la Comunidad de Vicente López”, concluyó el dirigente.
Seguidamente el delegado del Gobierno gallego en Argentina, Alejandro López Dobarro, animó a todos los gallegos “a seguir con la labor” que iniciaron los emigrantes y a encarar el desafío de “trabajar cada vez más juntos” y de seguir integrándose plenamente en las sociedades de acogida.
Por su parte, el consejero de Trabajo e Inmigración de la Embajada de España en Argentina, Julio Olmos, opinó que el nuevo pabellón supone “un paso adelante en el futuro de los compatriotas” en el país. Olmos consideró, asimismo, que ha llegado el momento de “valorar a los centros por la capacidad que tienen de ofrecer futuro” y opinó que “las administraciones, tanto autonómica como estatal, tienen claro que hay que apostar por aquellos centros que sean capaces de dar opción a los retos del futuro”.
Poco antes de estrenar la cancha dando el puntapié inicial a un partido amistoso que jugaron el equipo de la A.B.C de Corcubión y una formación barrial, habló el intendente Enrique García.
En su intervención, García rememoró dos momentos “inolvidables” para él. El primero sucedió en el año 2000, cuando el Rey de España lo condecoró, en el Centro Asturiano de Buenos Aires. El segundo fue el 25 de julio de 2003, cuando el presidente de la Xunta de Galicia, en ese momento, Manuel Fraga Iribarne, lo distinguió por ser el intendente en Argentina que más ayudaba a la colectividad gallega.
Además, recordó especialmente a “su amigo” Juan Graíño, un emigrante y exdirectivo de la asociación, con una vasta trayectoria personal en favor de la entidad.
Por último, García advirtió que existe una concertación urbanística de la costa, que se plasmó en la ley 24138, que reconoce y “legaliza” la ocupación de tierras fiscales provinciales por parte de los clubes como el A.B.C. de Corcubión o el Centro Galicia de Buenos Aires, “siempre y cuando sigan siendo clubes”.
“Esto quiere decir, profundizó, que los nietos o biznietos de los emigrantes que fundaron los clubes tendrán que respetar esa voluntad y mantener su esencia para conservar las tierras”.
 

La Asociación Benéfica de Corcubión inauguró el salón de usos múltiples