Los notarios hicieron gratuitamente este último trámite que afectaba a 270.000 personas

Más de 71.000 personas juraron la nacionalidad española ante notario en 2013

Un total de 71.383 personas prestaron ante notario su juramento o promesa para obtener la nacionalidad española durante 2013, con lo que la media diaria de los que lo hicieron fue de 517 en toda España, según un informe del Consejo General del Notariado al que ha tenido acceso Efe.

Más de 71.000 personas juraron la nacionalidad española ante notario en 2013

Un total de 71.383 personas prestaron ante notario su juramento o promesa para obtener la nacionalidad española durante 2013, con lo que la media diaria de los que lo hicieron fue de 517 en toda España, según un informe del Consejo General del Notariado al que ha tenido acceso Efe.

Ecuatorianos, colombianos, peruanos y marroquíes encabezaron la lista de estas personas que prestaron su fidelidad al Rey y su obediencia a la Constitución y demás leyes españolas que han tenido que llevar a cabo todos los inmigrantes que solicitaron la nacionalidad española por residencia.

El Ministerio de Justicia y el Notariado firmaron el pasado 2 de abril un acuerdo por el que los notarios, en su condición de funcionarios públicos, se comprometieron a realizar gratuitamente las juras o promesas para agilizar este último trámite que afectaba a 270.000 personas que habían obtenido la nacionalidad española en 2012.

Cataluña, con 32.267 juras o promesas firmadas, fue la comunidad en la que más expedientes atendieron los notarios, seguida de Madrid, con 20.506, y Valencia, con 4.543. Andalucía registró 3.373; Baleares, 1.776; y Castilla-La Mancha, 1.453.

En Murcia hicieron este trámite ante notario 1.537 personas; en Aragón, 1.276 personas; en Castilla y León, 1.201; en Canarias, 1.178, y en el País Vasco, 1.130.

Las comunidades en las que se registraron menos fueron las de La Rioja (507), Galicia (425), Extremadura (75), Cantabria (61), Navarra (54) y Asturias (21).

Según el informe del Consejo General del Notariado, el mayor número de solicitantes fue de inmigrantes procedentes de Ecuador, 11.336, seguidos de oriundos de Colombia, con 10.973; Marruecos, con 7.436; Perú, con 7.336; Bolivia, con 6.673, y República Dominicana, con 4.427.

También lo hicieron 2.511 nacidos en Argentina, 1.775 de Cuba, 1.713 de Venezuela, 1.362 de Brasil, 1.147 de Pakistán, 996 de Paraguay, 926 de Chile, 779 de Uruguay, 740 de México, 712 de Honduras, 653 de Filipinas, 386 de Argelina, 351 de Senegal, 333 de Nigeria, 257 de India, 256 de Rumanía, 226 de Bangladesh, 221 de Rusia y 214 de Gambia.

En cuanto a la edad de los solicitantes de la nacionalidad española por residencia, 13.412 son hombres y mujeres de 31 a 35 años y 13.063 de 36 a 40 años. Casi la mitad, 33.968, están casados, y otros tantos, 33.863, son solteros.

La mayoría de los que juraron o prometieron la Constitución, 62.853, desearon conservar su nombre, mientras que 10.653 prefirieron cambiarlo. De estos, 1.704 fueron colombianos, 1.459 ecuatorianos y 1.128 peruanos, así como 998 marroquíes, y 619 dominicanos.

Por último, 51.181 de los nuevos españoles no quisieron renunciar a su primera nacionalidad, mientras que 15.958 sí lo prefirieron. De los que desearon el cambio de nacionalidad, 7.412 eran de Marruecos y 1.144 de Pakistán.

La jura de la nacionalidad ante notario formaba parte del Plan Intensivo de Tramitación que el Ministerio de Justicia puso en marcha en junio de 2012 para tramitar las 420.000 solicitudes pendientes de nacionalidad por residencia que se encontró al comienzo de la legislatura y que llevaban acumuladas hasta cuatro años.

Con el objetivo de desatascar esos expedientes, se alcanzó un acuerdo con los registradores de la propiedad para encargarles la tramitación de las solicitudes pendientes, que entonces tardaba entre dos y tres años.

A continuación, los notarios se encargarían de las actas de juramento o promesa, que es un paso previo imprescindible para la plena adquisición de la nacionalidad española por residencia antes de la inscripción de los documentos en los registros civiles.

Más de 71.000 personas juraron la nacionalidad española ante notario en 2013