IMPULSADO POR UNA SENTENCIA DEL TRIBUNAL SUPREMO Y EL PARLAMENTO GALLEGO

El Gobierno prepara la ampliación de las deducciones autonómicas a las herencias extracomunitarias

| 23 de marzo de 2018, 15:39

El Ministerio de Hacienda ha comenzado los trámites para equiparar la tributación de todas las herencias en el exterior a las herencias de los residentes en la Unión Europea, de manera que todas puedan acceder a las deducciones autonómicas.

Este cambio, que se va a llevar a cabo en el marco de la reforma del sistema de financiación autonómica, está motivado por una reciente sentencia del Tribunal Supremo en la que asegura que no cabe discriminación de trato en la tributación de sucesiones.

Ya en 2014, el Tribunal de Justicia de la UE sentenció, basándose en la libre circulación de capitales, que las herencias que se produzcan dentro del territorio comunitario sí pueden acogerse a las bonificaciones de las comunidades autónomas. En aquel momento Hacienda cambió la normativa para las herencias en la UE, pero no para el resto.

Este cambio de normativa va a afectar mucho a los gallegos del exterior que, en una gran mayoría, residen en países de América.

De hecho, Galicia también impulsó este cambio después de que el pasado mes de febrero el Parlamento aprobase, con la abstención de En Marea, una proposición no de Ley presentada por el PP en la que se solicitaba al Gobierno central que las herencias y donaciones de residentes en países extracomunitarios tributasen de acuerdo a la normativa gallega y no a la estatal.

En esa sesión parlamentaria, el diputado del PP José González subrayó “la importancia de esta modificación luego de que el actual Gobierno gallego aprobara en 2016 una importante reducción del impuesto de sucesiones y donaciones, de la que los emigrantes gallegos en países de fuera de la Unión Europea no se pueden beneficiar porque el impuesto no está cedido en estos casos a la Comunidad gallega”.

Según explicó, la diferencia de la tributación puede ser muy elevada, y puso como ejemplo que una herencia de 500.000 euros de un residente en Argentina pagaría en este momento 106.000 euros de impuestos mientras que si residiese en un país de la UE el pago sería de 6.000 euros.

Más acciones:
MÁS NOTICIAS
  • Colección Crónicas de la Emigración

Boletín de noticias

Si quiere recibir información actualizada de Crónicas de la Emigración, envíenos su correo electrónico.
Suscribirse al boletín

Álbumes de Fotos

Hemeroteca