El Liceo de Barcelona acogerá la gala ‘Unha xeración, dous mundos’ el 10 de diciembre

La Deputación de Lugo impulsa con la comunidad gallega en Cataluña un gran homenaje a la emigración

El presidente de la Deputación de Lugo, José Tomé Roca, presentó este viernes 18 en el Pazo de San Marcos la gala ‘Unha xeración, dous mundos’, que será un gran homenaje a la emigración gallega en Cataluña que se celebrará el 10 de diciembre en el Gran Teatro Liceo de Barcelona.

La Deputación de Lugo impulsa con la comunidad gallega en Cataluña un gran homenaje a la emigración
Lugo-Presentación da homenaxe galega en Cataluña
El presidente de la Diputación, junto a diferentes autoridades y representantes de las asociaciones que agrupan a los gallegos en Cataluña.

El Salón de Actos de San Marcos acogió esta presentación, en la que también participó el presidente de la Federación Xuntanza de Cataluña, Xosé Carlos García; el presidente de Uagalcat, Francisco Javier Rodríguez; el presidente del Centro Galego Rosalía de Castro de Cornellá, Oliver Fernández; la presidenta del Centro Galego Agarimos de Badalona, Amelia Espinosa; y el presidente de la Casa Galega de Hospitalet de Llobregat, Manuel Prados, además de alcaldes y alcaldesas de la provincia.

El mandatario provincial destacó que este acto de homenaje “es muy merecido”, y apuntó que será la primera vez que se organiza un homenaje de estas dimensiones a la comunidad gallega en Cataluña, por lo tanto, dijo, “estamos hablando de un hecho histórico”. “Un reconocimiento a esos miles de vecinos y vecinas de la provincia de Lugo y de Galicia que tuvieron que marchar fuera para buscar un futuro mejor, algo que, desde luego consiguieron, porque hicieron mejor el futuro de la comunidad que los acogió y, con sus aportaciones, también contribuyeron de manera muy importante al desarrollo de Galicia”, explicó.

Confesó que la “idea de ofrecer un reconocimiento a la comunidad gallega en Cataluña partió de Xuntanza de Catalunya, una entidad que nació de la fusión de los proyectos socioculturales de la Casa Galega Agarimos de Badalona; la Casa Galega de Hospitalet; la Asociación Cultural Galega Rosalía de Castro de Cornellá y la Asociación de Amigos do San Froilán de Barcelona, con los que mantenemos desde hace muchos años en la Deputación una estrecha y muy afectuosa relación”. De hecho, recordó que mantuvo una reunión de trabajo en Lugo con el presidente de Xuntanza, Xosé Carlos García, y el presidente de la Casa Galega de Hospitalet, que fue el punto de partida para materializar la colaboración de la Deputación de Lugo para organizar el evento.

El presidente provincial aprovechó para animar a que todas las personas se animen a viajar a Barcelona para tomar parte en esta “gran celebración de la galeguidade en Cataluña”.

Fortalecer los lazos

Tomé Roca explicó que esta es “una manera de fortalecer los lazos de los gallegos que están fuera y sus descendientes con su tierra de origen, porque eso es una forma de enriquecernos a todos, a nivel sociocultural, pero también económico”. En ese sentido agradeció y trasladó públicamente a las entidades que forman parte de Xuntanza de Catalunya las “más sinceras felicitaciones por impulsar este acto de homenaje a medio siglo de galleguismo en Cataluña, porque es de justicia reivindicar y sentirnos muy orgullosos de esas miles de pequeñas historias personales y familiares que juntas forman la gran Historia de la emigración gallega”.

Un papel crucial en la historia de Cataluña

“Pienso que el papel de los gallegos y gallegas en Cataluña compone una página importante, no sólo de la historia de Galicia, sino de la reciente historia de España. Y por ello debemos sentir orgullo, valorarlo, reconocerlo y agradecerle a esa generación y a sus descendientes el trabajo que hicieron y siguen haciendo”, afirmó.

El presidente de la Deputación recordó que en las décadas de los años 60 y 70, en torno a 100.000 gallegos marcharon para Cataluña, “afortunadamente, esta emigración se desarrolló en mejores condiciones que los procesos migratorios del siglo XIX, pero, en cualquier caso, el que se marcha siempre tiene una sensación de pérdida, de cierta orfandad. Siempre deja algo atrás, y lucha por no perder sus raíces, sus tradiciones, que forman parte de su identidad”.

Así mismo, puso en valor el trabajo de instituciones gallegas en Cataluña, “como las que agrupa Xuntanza, llevan medio siglo de trabajo encaminado precisamente a mantener esos lazos, esa conexión con la tierra, porque, desde luego, hay que reconocer los valores, el trabajo y el compromiso que los lucenses y los gallegos llevaron a Cataluña”.

Apuntó que esa emigración de esas dos décadas estuvo ligada al desarrollo de la industria y que contribuyó de modo decisivo a la generación de riqueza en sectores como los servicios, el textil o el automóvil. “Ese compromiso de los gallegos con el buen hacer resultó fundamental para la modernización del país. Cuando se estudia la Transición, cuando los historiadores analizan con seriedad cómo fuimos capaces de recuperar la democracia, todos coinciden en señalar que el cambio político triunfó porque el país cambiara, porque ya teníamos una clase media moderna, abierta, en contacto con Europa, resultado de ese proceso de modernización de la industria”, argumentó en su intervención Tomé Roca.

La gala

El homenaje tendrá lugar el próximo 10 de diciembre, a partir de las seis de la tarde, en el Gran Teatro del Liceo de Barcelona, y consistirá en una gala de teatro musical que lleva el nombre ‘Unha xeración, dous mundos’. Tendrá un aforo de 2.200 personas y está previsto que participen más de 250 actores y músicos, bajo la dirección artística de Xisco Feijóo y Artur Puga, dos referentes en el mundo de la cultura musical y de la danza. En la organización están involucradas 27 entidades colaboradoras.

La Deputación de Lugo impulsa con la comunidad gallega en Cataluña un gran homenaje a la emigración