EL PORTAVOZ DEFIENDE EL MODELO DE SANIDAD “PúBLICA, GRATUITA Y UNIVERSAL” DE ANDALUCíA

La Junta ve un doble “castigo” la decisión de quitar la cobertura sanitaria a desempleados en el extranjero

El portavoz del Gobierno de la Junta de Andalucía, Miguel Ángel Vázquez, ha criticado el “segundo castigo” que supone la decisión del Ejecutivo central de excluir de la cobertura sanitaria por parte del Sistema Nacional de Salud a las personas en situación de desempleo que permanezcan más de tres meses fuera de España.

La Junta ve un doble “castigo” la decisión de quitar la cobertura sanitaria a desempleados en el extranjero
Miguel Angel Vázquez
Miguel Ángel Vázquez.

El portavoz del Gobierno de la Junta de Andalucía, Miguel Ángel Vázquez, ha criticado el “segundo castigo” que supone la decisión del Ejecutivo central de excluir de la cobertura sanitaria por parte del Sistema Nacional de Salud a las personas en situación de desempleo que permanezcan más de tres meses fuera de España.

Vázquez ha subrayado que “la insensibilidad del Gobierno llega a unos límites insoportables”, al tiempo que ha defendido que “ése no es el camino para construir país”. A su juicio, “estamos rompiendo la cohesión social por culpa de unas políticas que marca el Gobierno con las que no estamos en absoluto de acuerdo; es como plantear un segundo castigo a una persona que se ha tenido que ir del país en tiempos de crisis porque no había trabajo y cuando vuelve se queda sin atención sanitaria”.

Para el portavoz del Gobierno andaluz, la medida “resulta incomprensible, injusta e injustificable desde un punto de vista político e incluso jurídico”. Por ello, ha rechazado “de plano” la iniciativa, así como todas las del Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad que “vienen a quebrar el modelo de sanidad pública, gratuita y universal”. Estos adjetivos, ha indicado, definen el modelo de salud de Andalucía, que, en este marco, “no dará ni un paso atrás”.

La consejera de Igualdad, Salud y Políticas Sociales, María José Sánchez Rubio, afirmó este lunes, día 13, que el sistema sanitario público andaluz atenderá a las personas en situación de desempleo que permanezcan más de tres meses fuera de España y que hayan agotado la prestación. La consejera defendió el carácter universal de la sanidad pública y aseguró que, “en ningún momento, la Junta de Andalucía se ha planteado abandonar a estas personas que, además de hacer frente a la dolorosa situación de tener que marcharse de su país para buscar empleo, ven ahora peligrar su derecho a la atención sanitaria”.

Andalucía se desmarca así de la decisión del Gobierno central de excluir a este colectivo de la cobertura sanitaria por parte del Sistema Nacional de Salud. Las restricciones planteadas por el Gobierno de España, con modificaciones de la Ley General de Sanidad y La Ley de Cohesión y Calidad del Sistema Nacional de Salud, establece el derecho a la asistencia sanitaria al hecho de residir en España, por lo que las personas que se trasladen a otros países y hayan agotado la prestación por desempleo u otras similares estarían sin cobertura hasta que acrediten nuevamente que residen en España.

Para Sánchez Rubio, “la exclusión de estas personas de la cobertura sanitaria pública no supone una medida de eficiencia para el sistema sanitario público y sí un recorte de derechos que de nuevo ataca a las personas que peor lo están pasando en esta situación de crisis económica”.

A este respecto, la consejera insistió en que Andalucía luchará para que la sanidad pública continúe teniendo un carácter universal y no vinculado a aseguramientos. De esta forma, ha reiterado que, “Andalucía continuará prestando asistencia sanitaria a todas las personas, tal y como lo ha venido haciendo hasta ahora”.

Para la máxima responsable de Igualdad, Salud y Políticas Sociales, la exclusión de la sanidad pública de estas personas “no constituye un ahorro significativo para las arcas públicas, y sí una clarísima injusticia que vendría a castigar doblemente a las personas que se ven obligadas a emigrar por no encontrar trabajo”.

La Junta ve un doble “castigo” la decisión de quitar la cobertura sanitaria a desempleados en el extranjero