SE REUNIERON CON EL CRE Y ENTREGARON ‘COMPOSTELAS’ A JÓVENES QUE HICIERON EL CAMINO

De la Campa y Miranda participan en el centenario de la Casa de Galicia de Montevideo

| 07 Octubre 2017 - 17:41 h.

El director general de Migraciones, Ildefonso de la Campa, y el secretario xeral de Emigración de la Xunta, Antonio Rodríguez Miranda, asistieron el pasado viernes al acto de celebración del centenario de la fundación de la Casa de Galicia de Montevideo, una de las instituciones sociales y asistenciales más singulares de Uruguay y también una de las más relevantes de la ‘galeguidade’ en todo el mundo. Ambos dirigentes acompañaron a la directiva y a los socios de la entidad durante el emotivo acto al que se sumaron, entre otros, el delegado de la Xunta en Argentina y Uruguay, Alejandro López Dobarro.

Cien años se cumplen desde que un 1 de octubre de 1917 se fundara en Montevideo la Casa de Galicia, Sociedad de Instrucción, Recreo, Beneficencia y Asistencia Médica Colectiva, por iniciativa de José María Barreiro.

Orientada a fomenar la unión entre los gallegos y sus descendientes, así como a proporcionar a sus asociados la asistencia necesaria, entre sus cometidos también contemplaba honrar a Galicia y fomentar su conocimiento en Uruguay, país de acogida de un buen número de gallegos emigrados y al que se había desplazado Barreiro desde su Baiona natal, localidad marinera de la provincia de Pontevedra.

Con motivo de la efeméride, hasta Montevideo se acercaron la pasada semana representantes de la emigración, tanto del Gobierno central como de la Xunta, con el objetivo de arropar a la colectividad gallega en la capital uruguaya en tan señalada fecha.

Ildefonso de la Campa, director general de Migraciones del Ejecutivo de Rajoy, y Antonio Rodríguez Miranda, secretario xeral de Emigración de la Xunta de Galicia, se sumaron a un acto de homenaje en el que también estuvieron presentes el embajador de España en Uruguay, Javier Sangro de Liniers; el exsecretario general para Iberoamérica Enrique Iglesias; y el delegado de la Xunta en Argentina y Uruguay, Alejandro López Dobarro.

Considerada una de las instituciones sociales y asistenciales más singulares de Uruguay y una de las más relevantes de la ‘glaguidade’ en todo el mundo, la Casa de Galicia de Montevideo, presidida en la actualidad por Manuel Ramos, destacó en la última etapa por la labor de asistencia médica, lo que se ha convertido en su cometido principal, sin descuidar su papel de entidad de beneficencia, instrucción y para la celebración de fiestas.

Es por ello que subvencionar la cultura gallega promoviéndola y enaltecer a todas las personas, gallegas o no, que de alguna forma hayan prestado algún servicio a Galicia constituyó otro de sus objetivos, a los que hay que sumar la procura del mayor bienestar posible a la colectividad gallega desplazada a Uruguay y defenderla cuando fuere necesario; apoyar de forma eficaz toda acción de progreso que se emprenda en favor de Galicia y mantener relaciones con las entidades regionales establecidad en Galicia o fuera de ella.

En sus discursos, tanto De la Campa como Rodríguez Miranda aludieron a la labor realizada por la entidad asociativa a lo largo de sus cien años de historia y agradecieron a los directivos y asociados su trabajo y participación activa para mantenerla en funcionamiento en todo este tiempo. También tuvieron palabras de recuerdo y elogio para los gallegos residentes en Montevideo, tanto para las primeras generaciones de emigrantes como para sus descendientes que todavía hoy se mantienen vinculados a sociedades como la homenajeada en esta ocasión.

Según los datos más recientes del Instituto Nacional de Estadística (INE), un total de 41.111 gallegos residen en Uruguay, de los cuales, el 79,84% son gallegos ya nacidos en la diáspora.

 

Entrega de ‘compostelas’

Entre estos últimos figuran los jóvenes que, aprovechando la estancia de los dirigentes españoles en Montevideo, tuvieron ocasión de recoger las ‘compostelas’ que acreditan el haber realizado algún tramo del Camino de Santiago. En su caso, como parte del desarrollo del programa ‘Conecta con Galicia’ de la Secretaría Xeral de Emigración, a través del cual la Xunta busca promover la comunidad autónoma entre los jóvenes del exterior y favorecer el conocimiento de aspectos sobresalientes de su cultura y tradiciones a las nuevas generaciones de gallegos nacidos en la diáspora o a los originarios de Galicia que residen en el extranjero.

Los jóvenes, residentes en este caso en Uruguay, recogieron la ‘Compostela’ de manos, entre otros, de Ildefonso de la Campa, Antonio Rodríguez Miranda, Alejandro López Dobarro, y del consejero de Empleo y Seguridad Social de la Embajada de España en Uruguay, Benito Díaz Arce.

También asistieron al acto, el embajador de España en Uruguay y el presidente del Centro Gallego de Montevideo, Jorge Torres Cantalapiedra.

La visita de De la Campa y Rodríguez Miranda a Montevideo sirvió igualente para celebrar una reunión con los integrantes del Consejo de Resientes Españoles (CRE) en Uruguay.

Más acciones:
MÁS NOTICIAS

Boletín de noticias

Si quiere recibir información actualizada de Crónicas de la Emigración, envíenos su correo electrónico.
Suscribirse al boletín

Libros de Crónicas de la Emigración

Hemeroteca