LA IMAGEN DE LA PATRONA DE LA COMUNIDAD VALENCIANA ES CUSTODIADA EN LA BASÍLICA DE SAN PEDRO, DE VALLE ABAJO, CARACAS

Valencianos residentes en Venezuela veneraron un año más a la Virgen de los Desemparados

| 19 Junio 2017 - 13:22 h.
Un instante de la santa misa en honor de la Virgen de los Desamparados.
Un instante de la santa misa en honor de la Virgen de los Desamparados.

Este año, igual que los anteriores, los valencianos residentes en Venezuela, congregados en torno de Asoval, celebraron la fiesta la Virgen de los Desamparados (Virgen dels Desamparats), el primer domingo de mayo (Día de la Madre en España).
A pesar de las dificultades de este año, que obligaron a ser más discretos en la celebración, sin la presencia de jóvenes vestidas de falleras, sin coro, ni procesión y mucho menos la tradicional traca de petardos, pero con toda la emoción del amor por la ‘Mare de Deu’.
La patrona de la Comunidad Valenciana (Comunitat Valenciana) fue venerada con una Santa Misa encabezada por el presidente de la Asociación de Valencianos Residentes en Venezuela (Asoval), Felipe Sáez Sanfélix, junto al resto de su Junta Directiva, valencianos de España afincados en varias regiones de Venezuela, y fieles devotos. 
A las 11:00 de la mañana dominical, los presentes depositaron una ofrenda de flores multicolores en honor de la ‘Mare de Dèu dels Desamparats’.
Inmediatamente, dio inicio el acto religioso, presidido por un sacerdote de origen navarro, José Izazu, quien ofició una hermosa misa en honor de la patrona de la Comunidad Valenciana. Como todos los años, se presentaron nuevos niños ante la Virgen entre ellos: Fabiana Mejías, sobrina de la fallera mayor 2014, María Luisa Urbina Rivas.
Antes de la bendición se dio lectura a “los gozos de la Virgen”, al tiempo que los presentes entonaron el himno de la Comunitat Valencià, lo que despertó el entusiasmo general y la añoranza por la ‘terreta’.
Al finalizar el acto religioso, los valencianos y los fieles devotos rodearon la imagen de Geperudeta. 


Imagen de la Virgen
La imagen de la ‘Cheperudeta’ que se erige en la Iglesia de San Pedro, es una talla de madera para vestir como la que se venera en la Real Basílica de Valencia. Fue encargada al ‘Taller de Esculturas Ramón Granell Pascual’ por José Noguera en el año 1959. Llegó a Venezuela en abril del mismo año por el Puerto de La Guaira (estado Vargas).


Origen del culto
Imagen de Nuestra Señora de los Desamparados en el Real Santuario de San José de la Montaña, Barcelona. El 24 de febrero de 1407 el padre Jofré se dirigía a la catedral para pronunciar un sermón de una misa durante la Cuaresma, cuando presenció el maltratamiento de un enfermo mental en una calle de Valencia próxima a Santa Catalina (actual Martín Mengod, anteriormente llamada Platerías). Este hecho le llevó a tomar la decisión de fundar una casa para enfermos mentales. La hermandad se constituyó bajo la advocación de ‘Nostra Dona Sancta Maria dels Folls, Innocents e Desemparats’ (Nuestra Señora de los Locos Inocentes y Desamparados).
El objetivo de la hermandad era atender a los enfermos, y debido a la hambruna de la época y el gran índice de orfandad, las calles se encontraban numerosos niños desamparados. El hospicio se amplió para recoger a los niños desamparados, locos, expósitos y abandonados.
En el año 1414 llegaron cuatro jóvenes, vestidos de peregrinos, a la cofradía. Al recibirles el hermano cofrade que vivía en la casa, le dijeron que en dos días les podían hacer una imagen de la Virgen si les daban un lugar donde hacerlo y comida. Les llevaron al lugar conocido como La Ermita.
Pasados cuatro días y no oyéndose ningún ruido, forzaron la puerta y encontraron la imagen de la Virgen María. Los extraños peregrinos habían desaparecido; poco después sanó la esposa de un miembro de la hermandad, ciega y paralítica. El suceso dio origen a la leyenda de que “la feren els àngels” (la hicieron los ángeles).
El 21 de abril de 1885, el papa León XIII concedió una Bula pontificia por la que nombraba patrona de Valencia a la Virgen de los Desamparados.
El 15 de octubre de 1921, el papa Benedicto XV concedió el privilegio para la coronación, hecho que tuvo lugar el 12 de mayo de 1923 en presencia de los Reyes de España, Alfonso XIII y Victoria Eugenia de Battemberg, autoridades religiosas y civiles y numerosos devotos de la advocación.
Felipe Sáez Sanfélix reiteró su agradecimiento a la Generalitat Valenciana y al Gobierno central a través de la Consejería de Empleo y Seguridad Social, “ya que sin sus aportes no se pueden  realizar estos actos que permiten que las tradiciones no se olviden y dar a conocer nuestro gentilicio al pueblo hermano de Venezuela”.
Junta Directiva de Asoval, período 2015-2017: Felipe Sáez Sanfélix, presidente; Mercedes Hernández Hernández, vicepresidenta primera; Rosario Laporta Pascual, vicepresidenta segunda; Soledad Jarama de Iborra, secretaria general; María Dolores Salavert Palomero, tesorera. Vocales: Benjamín Castellò Vega, Luis Montò Mocholí y Vicente Iborra Gil.

Más acciones:
MÁS NOTICIAS

Boletín de noticias

Si quiere recibir información actualizada de Crónicas de la Emigración, envíenos su correo electrónico.
Suscribirse al boletín

Álbumes de Fotos

Libros de Crónicas de la Emigración

Hemeroteca