EL ENCUENTRO FUE ORGANIZADO POR EL CRE DE BUENOS AIRES

Representantes de diferentes fuerzas políticas españolas participaron en una conferencia sobre nacionalidad

| 05 Diciembre 2017 - 13:48 h.
Ruisánchez, De Hoz y Vila conducen el debate con los representantes de las fuerzas políticas con representación parlamentario, durante la conferencia.
Ruisánchez, De Hoz y Vila conducen el debate con los representantes de las fuerzas políticas con representación parlamentario, durante la conferencia.

En el marco de una iniciativa que llevó adelante el Consejo de Residentes Españoles (CRE) de Buenos Aires, se realizó un encuentro que reunió –pantalla de video conferencia mediante–  a representantes de las fuerzas políticas españolas más importantes con presencia parlamentaria, a excepción del Partido Popular.

Con esta actividad, que tuvo lugar el jueves pasado en el Centro Galicia de Buenos Aires,  el CRE porteño cerró su agenda de actividades 2017.

Gracias a las nuevas tecnologías, desde Madrid, Buenos Aires, Nueva York y Vigo, los representantes de las principales fuerzas políticas con presencia parlamentaria explicaron la posición de sus respectivas formaciones en relación al proyecto de Ley presentado por la agrupación política Unidos Podemos.

Los oradores fueron Rosa Domínguez, senadora por Foro Asturias (Asturias); Txema Guijarro, diputado de Podemos y secretario del Grupo Parlamentario; Mónica González, secretaria de Movimientos Sociales del PSOE; Ignacio Gomá, asesor parlamentario de Ciudadanos; Eduardo Velázquez, responsable de Izquierda Unida en el Exterior; Aurelia Álvarez, especialista en derecho de nacionalidad española; Ángel Capellánpresidente del Consejo de Residentes Españoles en Nueva York (CRE-NY); María de los Ángeles Ramil, representante de Cedeu (Galicia) y, desde Buenos Aires, Pilar Moura, de Izquierda Unida.

Por otra parte, en la mesa que coordinó las intervenciones estuvieron María de los Ángeles Ruisánchez, consejera del CRE; Juan Manuel de Hoz, por el Centro de Descendientes de españoles Unidos (CeDeu); y José Vila, presidente de la institución anfitriona.

Aunque no es nuevo la petición de que se amplíe el derecho a optar por la nacionalidad española a los descendientes que no fueron contemplados en la ‘Ley de Memoria Histórica’ vigente; el debate cobra hoy un renovado interés a la luz de la propuesta de ley que presentó en el Parlamento el grupo político Unidos Podemos y que está a espera del cupo para entrar en debate.

“Eso nos entusiasma –aseguró Fernández– porque nos parece que estamos un poquito más cerca de que las irregularidades y, sobre todo, las desigualdades que hay en cuestión de nacionalidad se puedan resolver en el seno del Parlamento”.

El tema de quien debería emplear su capacidad de cupo para que el proyecto de ley entre en debate parlamentario fue uno de los temas que ocasionó más cruces entre los disertantes.

Por otro lado, la propuesta de la representante del PSOE, Mónica González,  de contemplar en la nueva normativa sobre la nacionalidad también la problemática de los inmigrantes en España, cosechó un rechazo generalizado.

“Nosotros entendemos que si bien tanto el tema emigración como inmigración son igualmente válidos, creemos que por su importancia requieren ser tratados cada uno en particular”, señaló Fernández en diálogo con esta publicación.

“Sobre todo por las características de la emigración española que se renueva constantemente”, dijo, y avanzó que “es importante que  la nueva normativa pueda saldar las deudas que tiene con la emigración pasada y la de hoy, para que los emigrantes futuros no sigan teniendo los mismos problemas”.

Durante el encuentro, los expositores se mostraron optimistas sobre la posibilidad que finalmente se debata y se aprueben las modificaciones a la normativa que rige en España sobre nacionalidad por opción.

Mucha más cautela hubo entre la dirigencia local, que no es  la primera vez que escuchan de políticos españoles –dijeron en público y en privado­– promesas entusiastas que luego no se concretan.

Finalmente, los consejeros  lamentaron el “poco o nulo” conocimiento por parte de la dirigencia política española de la existencia del Consejo General de la Ciudadanía Española en el Exterior, de sus dictámenes y de su trabajo, en general.

Para Gustavo Fernández,  esto se debe a que los Consejos de Residentes “tienen una mecánica un poco más independiente que la dinámica partidaria. Son más libres de presentar algunas cuestiones y de llevarlas un poco más a fondo, como el tema nacionalidad o la ley de voto rogado”.

“En ese ámbito, las diferentes fuerzas son capaces de  alcanzar ciertos consensos pero cuando la discusión se vuelve partidaria esos acuerdos se diluyen”, dijo.

Sin embargo, Fernández destacó que “eso no es más que una muestra la importancia que tienen los CREs que son capaces de poner en agenda cuestiones de interés público que los parlamentarios no están planteando”.

Más acciones:
MÁS NOTICIAS

Boletín de noticias

Si quiere recibir información actualizada de Crónicas de la Emigración, envíenos su correo electrónico.
Suscribirse al boletín

Álbumes de Fotos

Libros de Crónicas de la Emigración

Hemeroteca