La Colectividad Cántabra de Chile ha publicado una nueva entrega de ‘El Periódico Montañés’

| 02 Octubre 2017 - 12:07 h.
Portada de 'El Periódico Montañés'.
Portada de 'El Periódico Montañés'.

La Colectividad Cántabra de Chile ha publicado una nueva entrega de ‘El Periódico Montañés’, que se edita en la ciudad de Valparaíso, con variada información sobre Cantabria y las actividades de la colectividad, bajo la acertada dirección de la periodista Mariana Tello Saiz.

La sección ‘Familias de la Colectividad’ está dedicada a Jovita González García, santanderina y la menor de cuatro hermanos. Hizo sus primeros estudios en el colegio ‘Enseñanzas de las Divinas Pastoras’ y, muy joven, se casó con José Solórzano Laso, quien ya estaba establecido en Chile, por lo que ella también debió cruzar el charco y radicarse en estas tierras. El matrimonio tuvo dos hijos, Federico y Guillermo, y una hija, María del Carmen. Con los años quedó viuda y, pese a su avanzada edad, se encuentra muy bien, rodeada por su familia, que incluye 6 nietos y 12 bisnietos.

Las dos páginas centrales del periódico están dedicadas al Año Jubilar Lebaniego, destacando el hecho de que el Monasterio de Santo Toribio de Liébano tiene, junto a Jerusalén, Roma, Santiago de Compostela y Caravaca de la Cruz, el privilegio de celebrar el Año Santo, otorgado por una bula del papa Julio II, el año 1512. Además, en el Monasterio se venera el ‘Lingus Crucis’ que es el trozo más grande de la cruz en que murió Cristo, el cual fue traído desde Jerusalén por Santo Toribio de Astorga, en el siglo VIII.

Otros temas tratados en el periódico se refieren: a las actividades del coro La Peñuca Montañesa, que ha participado en diversos actos artísticos y culturales. En página y media, Manuel Barros nos ilustra sobre el interesante tema de Cantabria y la Hispanidad. En la sección ‘Cocina Montañesa’ se entregan los detalles para la preparación de los sabrosos Buñuelos Tontos Lebaniegos y en la página de Mitología Cántabra se describe la acción de los Ventolines, que son espíritus del aire, con grandes alas verdes y ojos color del mar, que ayudan a quienes viven en la costa cántabra, especialmente a los viejos pescadores.

Más acciones:
MÁS NOTICIAS

Boletín de noticias

Si quiere recibir información actualizada de Crónicas de la Emigración, envíenos su correo electrónico.
Suscribirse al boletín

Libros de Crónicas de la Emigración

Hemeroteca